GRUPO UNIVERSITARIO AUTONOMO DE IZQUIERDA (GUAI)
Universidad Autónoma - Universidad Complutense - Universidad Politécnica - UNED | Madrid 1985

primer documento
justificación de las siglas
documento fundacional
sobre r. reagan: doctor horroris causa
nómina guai

PRIMER DOCUMENTO:

Querido/a amigo/a: Como ciudadanos y como universitarios, en algunos casos viejos militantes de izquierda, tenemos la sensación de que la situación de miseria política e ideológica en la que se encuentran la sociedad y la universidad no son sólo responsabilidad de la derecha, vieja y nueva, por comisión, sino también, por omisión, de quienes más descontentos nos sentimos del actual curso de las cosas pero no ponemos los medios adecuados para rectificarlo.

Estamos viviendo en un periodo en que los trabajadores y los sectores sociales marginados del sistema productivo pagan los costes de una política de "racionalización" sometida a los imperativos del beneficio empresarial y de la incapacidad de articular salidas profesionales a la crisis; un periodo de creciente tensión internacional, alimentada por la industria armamentista y la política de guerra fría, en el que se intenta incorporar a España a la estrategia agresiva de un bloque militar y se impone una pesada hipoteca a cualquier voluntad de trasnformación política y social; un periodo, en fin, en el que la derecha más conservadora, a veces een convergengias inesperadas, trata de recomponer su hegemonía en la universidad con cierto éxito.

Estará de acuerdo con nosotros tanto en que la crisis de la izquierda radical tradicional organizada parece haberla incapacitado para ser un foco de oposición eficaz en los próximos tiempos como en que no parecen surgir nuevas alternativas consistentes. Algunos pensamos que la izquierda debe y podrá recuperarse, otros que hacen falta nuevos objetivos y formas de organización y movilización, otros que las cosas no tienen demasiado arreglo en un plazo visible, y otros, finalmente, sostenemos diversas mezclas de todo lo anterior. Sin embargo, todos estamos de acuerdo en que no podemos sentarnos en nuestras casas a esperar que alguien venga a resolvernos la papeleta, ni siquiera contribuyendo individualmente a formas puntuales de resistencia cuando la ocasión se presenta --que no es a menudo--.

No podemos pensar en resolver la crisis de la izquierda desde la universidad, pero podemos, debemos y queremos hacer algo más que esperar. Hemos coincidido en campañas como las que han girado en torno a los claustros constituyentes y nos hemos encontrado repetidamente, fuera de los campus, en las luchas por la salida de la OTAN, en solidaridad con Nicaragua, contra la tortura policial, etc. Por otra parte, compartimos un número consideble de ideas sobre la necesidad de produndizar las libertades democráticas y abordar transformaciones anticapitalistas.

Nuestro propósito no es sólo responder a los problemas más importantes de índole universitario, sino también y sobre todo que exista en este sector un colectivo capaz de hacerse oír y sentir fuera. En el terreno práctico, esto implica poner los medios necesarios para dejar de ser testigos mudos del deterioro general que nos rodea, es decir, para que sectores de peso de la universidad puedan adherirse activamente a las luchas por la paz y el desarme, de solidaridad con los pueblos oprimidos, de resitencia contra el autoritarismo estatal, de apoyo a las reivindicaciones justas de otros sectores. En el plano ideológico, significa crear un espacio en el cual y desde el cual puda tener lugar un debate franco de ideas dentro de la izquierda, sin fidelidades castrantes, servidumbres ni posibilismos chatos.

Resumiendo, queremos incidir dentro y fuera de la universidad, en torno a nuestras propias reivindicaciones sectoriales y a otros de índole general, en el terreno práctico y en el plano ideológico, para resistir en las condiciones presentes y para preparar unas mejores condiciones futuras.

Para ello nos dirigimos a tí, convencidos de que compartes estas inquietudes comunes. No se trata de un proyecto cerrado, sino más bien de una afirmación de voluntad que debe concretarse todavía. Si estás en principio de acuerdo, te proponemos que asistas a la cena-reunión que celebraremos el próximo 21 de marzo en el Restaurante "Mesón del Conde" (Pelayo/Fernando VI). En ella pretendemos discutir las bases generales del colectivo, poner en pié alguna forma de coordinación y, por aquello de que el flan se prueba comiéndolo, articular propuestas para organizar en la universidad una campaña por el abandono de la OTAN



[Gonzalo Abril, Alfredo Arche, Antonio Baylos, Carlos Berzosa, Andrés Bilbao, Gervasio Cordero, Mariano F. Enguita, Vicenta de la Fuente, Angeles Gayoso, Roberto González-León, Jaime González-Prósper, Santiago Lago, Ana Lucas, Javier Maestro, Jaime Pastor, Román Reyes, Carlos Solís, Juan Terradillos]

JUSTIFICACIÓN DE LAS SIGLAS:

En una cena-constituyente --las "cosas importantes" siempre llegan revestidas de lo lúdico-- se ha creado recientemente en Madrid el Grupo Universitario Autónomo de Izquierda (GUAI) en el que, hasta el momento, se han integrado alrededor de 200 profesores de las universidades madrileñas.

GUAI no es, ni pretende serlo, un sucedáneo de partido o central sindical, dado que las funciones y competencias de unos y otras están suficientemente definidas. GUAI es sencillamente eso: un grupo  --grande o pequeño a tenor de la rabia, euforia o desconcierto del momento--, universitario, porque con frecuencia se nos recuerda que somos la "conciencia crítica" del poder, algo que no terminamos de creernos; autónomo, porque nadie va a tener la oportunidad de identificarnos con grupo o formación político-social existente; y sobre todo, de izquierda, porque este país lleva años reivindicándolo y, una vez que la ocasión se diera, la izquierda oficial nos ha traicionado.

Nos robaron  --y aún siguen--  muchas cosas. Dicen que, por fin, nos han devuelto la libertad, pero esa libertad  --no la que se conquista sino la que nos regalan--  tiene un precio muy elevado: a cambio se nos ha exigido renunciar a la fantasía, a la dimensión más genuinamente humana de la que se tenga noticia, la poética, al sueño diurno ... a la utopía. Terminaron invadiendo, violando el tiempo psíquico de nuestra creatividad.

Sí: seguimos siendo actores más o menos forzados. Lo grave es que nuestra acción no es la negación del inmovilismo: representamos  --y potenciamos-  fielmente la robótica del poder. La nuestra no puede ser otra que la continua y reiterada acción sin ilusión. Esa ha sido nuestra sentencia y en periodo de ejecución nos encontramos.

GUAI (¡ya era hora!), porque esta Universidad  --que a pesar de la L.R.U. aún no es la nuestra--  no nos gusta. GUAI, porque reivindicamos la palabra, esa que  --con más o menos timidez--  emerge en y desde la Academia para que encuentre acomodo en nuestra más inmediata realidad social.

GUAI, porque más allá de esta intercambiable ficción  --útil para traficantes de sistemas--  nunca se encuentran nuestros genuinos objetos de investigación.

GUAI, porque la gente sigue por doquier muriendo  --a todos los niveles--  como perros, sin que los universitarios sepamos encontrar una respuesta, sin que podamos fijar una terapia. GUAI, porque ya ni siquiera sabemos llorar, porque no hay tiempo para el diálogo, porque ya nada que permanezca queda más allá de nuestra miseria, más acá de nuestra ironía.

GUAI, porque deseamos dejar huella, porque rechazamos la monotonía y denunciamos el desencanto, porque apostamos por la vida cotidiana y odiamos el discurso que la encorseta.

GUAI, porque todavía hay `presos de opinión, porque la represión no ha cesado y continúa la tortura, en algunos casos más sofisticada que en otros y no por ello más tolerable; porque los niños, las mujeres, los ancianos, los enfermos y los locos están privados del más elemental de los derechos: una vida a imagen y semejanza de sus sueños, como alternativa al registro de sus carencias.

GUAI, porque todo esto es tremendamente aburrido, desesperadamente incómodo, porque son los de siempre los que siguen manipulando, porque poco ha cambiado con el cambio. GUAI, en definitiva, porque deseamos una Universidad diferente, una Universidad en donde se denuncie y censure el fraude social de la mayoría de nuestros curricula, una Universidad exclusivamente de y para universitarios, sensible ante cualquier tipo de problemática social entorno y para lo que habrá de encontrar la más acertada de las respuestas posibles, por muy comprometidas que éstas sean.

Y especialmente ahora GUAI, porque ese cerdo llamado Regan está a punto de enchiquerar nuestro espacio, de apestar nuestra ya secular frágil vocación de neutralidad con el visto bueno de un gobierno que se autocalifica de izquierda.

GUAI, amigos, para no morir ni de infarto, ni de úlcera de duodeno, ni de cirrosis. GUAI, sencillamente para reivindicar nuestra autonomía y nuestro  --estatal y socialmente acreditado--  derecho a la denuncia permanente.

Lawrence Durrell escribió en Clea que "al igual que todos los jóvenes, me proponía ser un genio, pero afortunadamente intervino la risa". La risa nos ha sorprendido antes de tiempo: ni siquiera nos habíamos propuesto ser genios porque somos testigos de la penuria que nos rodea. Es posible que, una vez la carcajada cese, la alternativa GUAI tenga el sentido  --y la genialidad--  que a diario podamos darle

[Redacción: Román Reyes, marzo.1985]


DOCUMENTO FUNDACIONAL:

POR QUÉ Y PARA QUÉ UN COLECTIVO DE IZQUIERDA EN LA UNIVERSIDAD
La situación actual
¿No hay más oposición que la derecha?
¿Qué quiere ser el Grupo Universitario Autónomo de Izquierda?
Las tareas más inmediatas


Este no es un documento fundacional, ni un programa, ni una declaración de principios, ni nada que se le parezca. Se trata simplemente de poner por escrito los motivos que llevaron a un grupo de profesores a promover la creación del colectivo y que se expusieron y discutieron en su primera reunión. Ello puede servir para que continúe la discusión en los centros donde ya existe un colectivo relativamente numeroso, como base de apoyo para los miembros que se proponen montarlo a partir de poco o nada en sus centros y como marco de referencia para empezar a explicar puertas afuera qué somos y qué queremos.

La situación actual
Todos somos testigos, fundamentalmente mudos, de una serie de procesos que corren por caminos muy diferentes de los que preveíamos durante el comienzo de la transición o, por no ir tan lejos, en vísperas e inmediatamente después de la victoria electoral socialista. Partamos de ésta para ver a dónde esperábamos ir y dónde nos encontramos. si los socialistas ganaron las elecciones no fue simplemente por la cris de la derecha, sino por la promesa de cambio que airearon y que caló hondamente en la mayoría de la población. Los electores no estudian los programas con los codos clavados en la mesa, pero sintetizan razonablemente las ofertas que en ellos se presentan. Las ofertas socialistas podían sintetizarse entonces así: 1) Creación de un número importante de puestos de trabajo (1.800.000, aparte de frenar su destrucción), una oferta vaga de redistribución moderada de la riqueza y el impulso y mejora de los servicios públicos; 2) culminar la transición profundizando y consolidando las libertades democráticas y reformando la adminsitración; 3) salida del país de la OTAN (aunque los especialistas de la nueva kremlinología casera ya sospecharan con fundamento del slogan "De entrada, no"). como profesionales de la enseñanza universitaria, demás, podíamos leer en el programa socialista una oferta de democratizar profundamente la Universidad y resolver la precaria situación del profesorado contratado.

Hoy podemos y debemos hacer balance, comparando lo dicho y lo hecho con la misma visión crítica que solíamos aplicar a los gobiernos anteriores. en el terreno económico-social, no sólo no se han creado los prometidos puestos de trabajo, sino que se han destruído otros 400.000. Los salarios han bajado más que nunca: si en 1977 la masa salarial representaba el 55.0 % del PIB y en 1982 el 52.5, en 1985 se sitúa en el 47.9. Eso quiere decir que en poco más de dos años de gobierno socialista ha descendido cerca del doble que en casi cinco años de gobierno ucedista. En 1984, los salarios nominales han aumentado entre el 7 y 8 por ciento, mientras los precios lo hacían en un 11 por ciento y los beneficios empresariales en un 29 por ciento. en definitiva, lo que la propia derecha no se habí atrevido a hacer. en el terreno de los servicios públicos y las prestaciones sociales el balance es algo más ambiguo, pero no por ello positivo, y en todo caso por detrás de las promesas, de las posiblidades y de las necesidades: recorte de las pensiones y los subsidios de desempleo, desviación de la carga de la Seguridad Social de los empresarios a los trabajadores, desnaturalización de la reforma sanitaria con pasos hacia la privatización, reforma de la gestión de la enseñanza privada pero no creación de puestos escolares públicos suficientes, dilución de la reforma fiscal, etc.

¿No hay más oposición que la derecha?
¿Qué quiere ser el Grupo Universitario Autónomo de Izquierda?
Las tareas más inmediatas

[Redacción: Carlos Berzosa, marzo.1985]


SOBRE R. REAGAN: DOCTOR HORRORIS CAUSA

Convocatoria: Reagan es la barbarie
No queremos la visita de indeseables: Cambises/Reagan - Presaspes/González
Ante la visita de Regan: Manifiesto del GUAI
Ronald Reagan, Doctor Horroris Causa: Laudatio

Convocatoria: Reagan es la barbarie

Como universitarios y como simples ciudadanos atentos al curso de nuestra sociedad, no podemos permanecer en silencio ante la inmediata visita imperial a neustro país de quien representa y personifica los peligros más graves que hoy se ciernen sobre nosotros, sobre todos. Ronald Regan, efectivamente, es la cabeza visible de una política de recuperación económica del capital cuyos costes caen dramática y unilateralmente sobre los más desfavorecidos, de una carrera armanmestista que ha convertido la autodestrucción de la humanidad en algo no sólo posible sino incluso probable, de la violación sistemática de las normas escritas de la convivencia internacional y de una profunda ofensiva contra los logros sociales de los últimos decenios.


[Redacción: Mariano F. Enguita, mayo.1985]

No queremos la visita de indeseables: Cambises/Reagan - Presaspes/González

El sanguinario rey arqueménida Cambises le preguntó un día a su faorito Presaspes: ¿Qué se dice de mí?. A lo cual contestó Presaspes: En el pueblo se oyen muchas alabanzas, pero también se dice que te excedes en la bebida. Ante esta respuesta mandó traer Cambises al único hijo de Presaspes al que colocó al final de la estancia. Desde el otro extremo Cambises tomó un arco, tensó la cuerda y disparó una flecha, que atravesó el corazón del amado hijo de su favorito. Realizada esta acción preguntó Cambises: ¿Me ha temblado el pulso?. A lo que contestó Presaspes: Ni el mismo Apolo hubiera tenido una puntería tan certera.


[Redacción: Juan D. Sánchez Stop, mayo.1985]

Ante la visita de Regan: Manifiesto del GUAI

Nunca, desde la Segunda Gerra Mundial, los pueblos del mundo habían tenido que soportar costes tan altos frente a una crisis: nunca, desde entonces, la carrera armamentista nos había acercado tanto a la catástrofe; nunca, en la segunda mitad de siglo, habíamos presenciado un ataque tan sistemático y generalizado contra los logrso políticos y sociales bajo los regímenes occidentales. Y por si fuera poco con las miserias y riesgos materiales por todo ello acarreados, ahora hemos de soportar su colofón simbólico, el paseo del Señor del Imperio por sus dominios, que no contento con vencer tiene también la pretensión de convencer y hasta de ser paseado en triunfo. Porque Ronald Reagan es la cabeza visible del nuevo salto en el empobrecimiento absoluto y relativo de los trabajadores y el llamado Tercer Mundo, en la carrera armamentista, en la violación de las normas más alementales de la convivencia internacional, en el desmantelamiento del Estado del Bienestar y en el desprecio de los derechos humanos y la amenaza a las libertades civiles.


[Redacción: Andrés Bilbao, mayo.1985]

Ronald Reagan, Doctor Horroris Causa: Laudatio

Para las universidades madrileñas la visita de R.R. supone un doble motivo de satisfacción. En primer lugar, porque se trata de un viejo amigo bien conocido en esta casa a través de los numerosos filmes en los que acreditó su capacidad para la violencia, su rapidez con las armas, su indomable machismo, su carácter letal para los pérfidos indios y su fanática adoración por el dólar. Frente a ello su mediocridad como actor es sólo un detalle accidental.

Pero es que además de visitante en nuestras pantallas cinematográficas, R.R. ha acreditado méritos científicos sobresalientes. ¿Cómo íbamos a conocer geografía si el sanguinario imperialismo yanqui no nos hubiera mostrado, a lo largo de los años, que existen Santo Domingo, Vietnam, Chile o Nicaragua?. ¿Dónde hubieran quedado nuestros conocimientos antropológicos si Reagan no nos hubiera mostrado las extrañas costumbres de salvadoreños o guatemaltecos, razas caracterizadas por su tendencia a reivindicar pan y libertad, incluso, los muy osados, con las armas en las manos?. ¿Y qué decir de su decidido impulso a los estudios de Teología, merced a los cuales ha podido hacer de los Estados Unidos de Norteamérica un país moralizado, un país como Dios manda?.

No, queridos colegas y amigos. No hubieran sido posibles los actuales saberes universitarios sin la altruista dedicación de nuestro querido presidente. Piénsese, ni no, en su decidido impulso al Derecho Internacional Público que, en su mano, ha creado nuevas figuras y argumentos para explicar cómo siguen siendo Estados soberanos Israel, Filipinas, Honduras, Chile, la República Federal Alemana o la mismísima Gran Bretaña, por no citar nuestra querida patria.

¿Cómo olvidar los progresos biológicos y gastronómicos que han hecho posible la sencilla coca-cola o la sin par hamburguesa de carne de Tai-wan?. ¿Quién ha impulsado, sino R.R., las investigaciones que han hecho posible la exportación a países del Tercer Mundo de tabaco, alimentos y medicinas en estado de absoluta putrefacción?. ¿Quién ha aplicado las más avanzadas tesis sobre demografía sino los impulsores, con R.R. a la cabeza, de los eficaces exterminios como para convencer a la vieja Europa de que la paz exige misiles y de lo positivo que es nuestro holocausto en defensa de los yanquis?.

Estamos, pues, ante el conomista, que hunde a las economías europeas, el jurista que impulsa el desarrollo de los derechos humanos en la República de Kazjastán, aunque los olvide en Harlem, el geógrafo que no necesita conocer geografía puesto que quita y pone fronteras a su gusto, el astrólogo que con su programa de guerra de las galaxias va a transformar la tierra en un montón de pequeños meteoritos, el historiador, en fin, que nos recuerda en el cementerio de Bistburg, los altos valores desplegados por la acción de las S.S. hitlerianas.

Queridos amigos: Fuera la política de la Universidad. No enjuiciemos la labor política de R.R., otros lo harán. A nosotros la historia nos ha encomendado el monopolio del saber, y con esas miras enjuiciamos la labor del hombre y del científico. Y, mis horrorizados amigos, sus méritos hablan por sí solos, por lo que nos sentimos orgullosos de conceder a R.R. la investidura de DOCTOR HORRORIS CAUSA, acto que se celebrará el próximo martes, 7 de mayo. Será una fecha inolvidable para nuestra Universidad

[Redacción: Gonzalo Abril, mayo.1985]


NOMINA GUAI [abril.1985]:

victor abreu - gonzalo abril - gabiel albiac - francisco alburquerque - jesús alfaro - manuel alonso euraskin - josé almaraz - fernando álvarez uría - fernando amerigo - celia amorós - alfredo arche - mª antonia arias - fátima arranz - mercedes arranz - alberto arroyo - pablo assas - josé avelló - rafael bañón - margarita baratiano - antonio baylos - joelle bergere - carlos berzosa - andrés bilbao - enrique bustamante - elena cabezali - mª dolores cáceres - carmen caffarel - socorro calvo bruzos - eduardo calvo garcía - rocío cantarero - roberto carballo - maruja carrasco - alejandro carrera - francisco carrera villar - juan j. casas - cecilia castaño - juan j. castillo - santiano castillo - josé r. castillo sánchez - pilar castrillo - margarita castro - antonio castro bobillo - maría cátedra - matilde climent - gevasio cordero - mª josefa cordero - margarita costa tenorio - jenaro costas - angel cruz bermejo - sabina de la cruz -- raúl cuervo rodríguez - pedro chacón - mª josé devillard - rafael dobao - asunción domínguez - josé domínguez caparrós - milagros dominguez juan - javier doz - eduardo enciso - modesto escobar - antonio escohotado - elena escudero - josé l. espino granado - serafín fanjul garcía - mª josé fariñas - carlos m. fernández - joaquín fernández - mariano fernández enguita - teresa fernández gallego - concepción fernández villanueva - alejandra ferrandiz - salvador ferrer fabregas - mª isabel fierro - victoria fonseca - vicenta de la fuente - luis mª garcía badell - enrique garcía camarero - víctor garcía-hoz rosales - juana garcía madruga - nicolás garcía rivas - f. javier garcía roca - josé mª garcía de la vega - santiago garma - angeles gayoso - alberto gil novales - josé m. gómez benítez - concepción gómez esteban - enrique gómez reino - josé v. gómez rivas - antonio gómez sal - carlos gómez sánchez - joaquín gómez villegas - juan gonzález encinar - marúa gonzález encinar - josé gonzález garcía - moisés gonzález garcía - roberto gonzález león - jaime gonzález prósper - almudena guinea - rafael hernández tristán - jeús ibáñez - josé jara roy - jorge jaumandreu - josé jiménez - mª soledad jiménez - josefa jiménez albarrán - florencio jiménez burillo - santiago lago - máximo león macarrón - jorge lozano - josé lozano - ana lucas - angel de lucas - emilio lledó - javier maestro - félix marcos - aurora marquina - isabel martín - jesús martín cordero - abraham martín maestro - manuel martín serrano - emilia martínez castro - elisa martínez garrido - manuel martínez llaneza - araceli manjo - esteban medina - nicolo messina - marisa molero vergara - angel m. molina - miguel mora hidalgo - josé a. moral santín - margarita moreno - carlos moya - javier muguerza - pio navarro alcalá-zamora - lorenzo navarrete - charo nogueroles - emilio nogales - mirta núñez diaz-balart - manuel núñez - emilio octavio de toledo - alicia olabuenaga - josé a. olmeda - lauro olmo enciso - félix ortiz sánchez - rosario otegui pascual - juan l. paniagua - carlos paris - jaime pastor - cristina peña-marín - rosa pérez gomáriz - laureano pérez latorre - antonio pérez quintana - isabel pérez villanueva - josé l. piñuel - isabel portela - eloy rada garcía - rosalía ramírez vega - angel ramos - ramón ramos - juan l. recio - isidoro reguera - román reyes - josé mª ripalda - mª dolores robledo - jesús rodríguez barrio - tomás rodríguez villasante - marcos roitman - javier roiz - vicente romano - cloteilde romero - carmen rua gonzález - mª josé rubio lara - pilar ruiz-va palacios - josé l. sagüés - juan j. sánchez carrión - juan d. sánchez stop - jorge sánchez rodríguez - enrique sandoval valdemoro - pablo santolaya - margarita schmidt neguera - rosario scrimieri - francisco serra - josé e. serrano - mª paz sevilla - carlos solís - joaquín summers gamez - carmen tellez nogues - juan m. terradillos - eloy terrón - fernando a. del val - maría de la valcoma - julia varela - pilar de vega martínez - josé vericat - josé vicente mazariegos - josé g. zato


EUROPA, FIN-DE-SIGLO: PENSAMIENTO Y CULTURA | UNIVERSIDAD COMPLUTENSE DE MADRID | LA UNIVERSIDAD A DEBATE

<<< index