CLAVES SOCIALES Y CULTURALES PARA COMPRENDER Y ENSEÑAR LA TERMINOLOGÍA DE LA ECONOMÍA SECTORIAL ESPAÑOLA

Ángel M. Felices Lago
afelices@ugr.es
Universidad de Granada

   
  

 

Este artículo ha sido presentado como conferencia plenaria en el Primer Simposio Internacional: El Español, Lengua Universal, Multicultural y Multifuncional celebrado en Bratislava entre el 20 y el 21 de julio de 1998. Las actas correspondientes han sido editadas en la misma ciudad por Jana Lenghardtovà y aparecieron publicadas a principios de 1999 por la Universidad de Economía de Bratislava y el Proyecto TEMPUS-PHARE S-JEP 09297/95.

 

1.- Introducción.

Kroeber y Kluckhohn (1985) recogen más de 160 definiciones diferentes del concepto de "cultura". Esto prueba la complejidad del fenómeno y lo difícil que resulta ofrecer una definición convincente e indiscutible de lo que podríamos entender por "cultura" o síntesis de un bagaje común de significados compartidos por un grupo más o menos homogéneo de personas. Hace ya medio siglo que la definición antropológica de cultura ofrecida por Mead (1951) ha mantenido una cierta vigencia. Nos referimos a la afirmación de que cultura es "un conjunto de comportamientos aprendidos, una recopilación de creencias, hábitos y tradiciones compartidas por un conjunto de individuos y aprendidas sucesivamente por los nuevos sujetos que se integran en esa sociedad". 40 años después, Hofstede (1991:5) define el concepto del cultura como "la programación colectiva de la mente que sirve para diferenciar a los miembros de un grupo o categoría de sujetos de otros grupos o categorías". A pesar del tiempo transcurrido hay un punto en común entre la perspectiva de Mead y la de Hofstede: la cultura se aprende, no se hereda.

Las consecuencias de estas afirmaciones son plenamente relevantes para el estudio que presentamos. La cultura de un país o de un pueblo concreto es algo que se puede aprender y se puede enseñar. Es más, se puede iniciar un proceso de aculturación si un individuo procedente de un universo cultural desea integrarse en otro ámbito, bien sea por atracción o deseo, bien sea por necesidad de integración a un nuevo medio. Martín Morillas (Inédito) afirma que la aculturación está mediada por la adquisición y comunicación de conceptos que forman abstracciones de eventos, hechos y objetos. Los conceptos se virtualizan en "etiquetas semánticas" que constituyen redes semánticas asociativas en forma de esquemas, guiones o escenarios.

Este mismo autor, siguiendo a D`Andrade (1990), cree que la función de un modelo cultural -en este caso el modelo cultural de lo español- es encapsular de forma esquemática una versión del mundo simplificada que permite reconocer relaciones entre eventos y objetos. Ello permite acotar los mundos posibles de interpretación y, además, guiar la orientación epistemológica, fijar los parámetros de la interpretación, dirigir la motivación axiológica, suministrar guiones y marcos prototípicos, etc. De hecho, si no fuera por tales modelos culturales y mentales no podríamos interpretar muchas cosas de las que oímos.

 

2.- El ámbito económico como fuente intersubjetiva del modelo cultural de lo español.

La actividad económica y tecnológica y los agentes económicos forman parte de los factores básicos de un modelo cultural concreto. Así lo evidencian un conjunto de investigaciones al respecto. En cuanto a la programación cultural que está en la base de la cosmovisión específica de un grupo "nacional", Czinkota y Ronkainen (1993), Hofstede (1991) y Trompenaars (1993) señalan una serie difusa de elementos, entre los que pueden destacarse los siguientes:

-Lengua (nivel verbal y no verbal)

-Economía [el elemento que más nos interesa en este estudio]

-Religión

-Política

-Instituciones sociales, clases sociales y estructura familiar

-Valores y actitudes

-Usos y costumbres

-Elementos materiales

-Estética

-Educación

El modelo de Tayeb (1994) demuestra que las variables culturales surgen como resultado de los factores económicos y políticos mediante cambios en las características sociales más visibles. En la síntesis de su modelo de aproximación a una cultura nacional, resulta significativo que los factores económicos constituyan una de las formas básicas que alimentan la conciencia social fundamental de una cultura específica. Estos factores se sitúan al mismo nivel que las construcciones de conceptos, estructuras, clases, instituciones y política.

Estos fundamentos teóricos nos sirven de apoyo para nuestra firme creencia en la importancia del factor económico para el aprendizaje de una cultura específica. Es más, este factor se sitúa en una encrucijada interdisciplinar y mulfifactorial, donde las conexiones con los elementos políticos, institucionales, psicológicos, filosóficos, sociales y etnológicos (por citar sólo unos cuantos) son más que evidentes.

Por consiguiente, la aprehensión del alma cultural de lo español nunca será completa si no se incluye la dimensión de lo económico en el análisis de los demás elementos que perfilan este universo cultural. Sin embargo, lo económico debe entenderse en un sentido muy amplio que iría desde la explotación de los recursos disponibles y su incidencia en los modos de vida hasta los patrones de comportamiento que pueden observarse en las relaciones laborales dentro de una empresa concreta.

Dada la amplitud y complejidad del campo de análisis, nos hemos circunscrito a una parcela del factor económico con gran rendimiento a la hora de acotar las unidades de cultura que se pueden transmitir mediante la enseñanza. Nos referimos a la economía sectorial. La elección está justificada por la enorme cantidad de rasgos culturales que la integran y que pueden constatarse en los segmentos de información recogidos en la última parte de este estudio. Por lo tanto, el valor de esa elección reside no sólo en la posibilidad de explicar fenómenos económicos, sino también en la riqueza léxica, expresiva o simbólica inherente a los documentos, artículos o testimonios que suelen acompañar esta modalidad de discurso especializado. Por ejemplo, en el caso del sector agrícola, el aceite de oliva no es sólo un volumen de producción muy importante desde un puro análisis de datos económicos, sino que se trata, antes que nada, de una fuente de información sociocultural de primer orden y que también hunde sus raíces en un fenómeno de carácter económico. Unidades léxicas como "jornalero", "latifundio", "aceitunero", "olivarero", "olivar", "varear", "orujo", "refinado", "virgen", "almazara", "alpechín", etc., no tendrían sentido sin la existencia de esa actividad económica, ni tampoco podrían entenderse las relaciones sociales en las zonas rurales de amplias zonas del sur de España y de Andalucía, sobre todo en las provincias de Jaén, Córdoba, Granada, Sevilla y Málaga. Así pues, la relación entre sociedad, economía, cultura y gastronomía constituye, en gran medida, una unidad de sentido o, en otras palabras, un dominio cultural específico.

Estos fenómenos van mucho más allá de la simple enunciación de unidades léxicas concretas, sino que difícilmente podrían entenderse expresiones tales como "me voy a la aceituna", "el lomo en orza está muy rico", "por la mañana sólo toma pan con aceite", "no dejes de varear hasta que caigan todas", sin conocer todo lo que rodea al mundo del olivar y la afición nacional al consumo de este tipo de aceite. En ese sentido abogamos por una perspectiva antropolingüística del conocimiento léxico.

Nuestra aproximación a los textos de la economía sectorial española no se centrarán únicamente en las palabras simples o complejas ya lexicalizadas, sino que también buscaremos los rasgos culturales detectables en las expresiones nuevas y figuradas, en las unidades sintagmáticas, en modismos y proverbios, etc. El proceso de aprendizaje del "ethos" y de la cosmovisión prototípica de lo español en toda su diversidad requiere un esfuerzo de asociación y síntesis. Martín Morillas (1997: 21) lo explica del siguiente modo:

"Comprender y usar el léxico de una lengua es una competencia inseparable de comprender y utilizar los modelos mentales y culturales de esa cultura. De hecho, una cultura es un entramado simbólico formado por redes interconectadas de modelos culturales. Y la competencia léxica es la plasmación lingüística más duradera y evidente de dichos modelos".

 

3.- Guión para la elaboración de un manual sociocultural de la economía sectorial española para la enseñanza de ELE (Español como Lengua Extranjera).

La enseñanza del EEE (Español Económico y Empresarial) en España ha carecido de una bibliografía amplia y diversa. No se han escrito en las dos últimas décadas más allá de 15 manuales especializados. El resultado de esta situación es la ausencia de textos que hayan ofrecido el panorama económico español desde un enfoque sociocultural, que es el idóneo para la enseñanza a estudiantes no nativos. Las carencias más notables en la bibliografía sobre EEE ya han sido señaladas (cf. Felices Lago, 1996), sin embargo algunos textos ofrecen algunas aproximaciones muy valiosas a los aspectos socioculturales de la economía sectorial española con carácter parcial. Destacan especialmente el manual ya clásico de Ana e Ignacio Martín y José Siles (1989) para alumnos de nivel básico y algunos capítulos del texto publicado recientemente por M. Fajardo y S. González (1995) para alumnos de nivel avanzado.

Blanca Aguirre, la autora más prolífica en este campo, ha escrito una serie de manuales titulada el español por profesiones en la editorial SGEL. Sin embargo, el factor cultural en el sentido explicado en este estudio no se recoge con suficiente claridad. Los fenómenos económicos están descritos con bastante objetividad, demasiada objetividad para transmitir nuestra forma especial de percibir los hechos económicos en que estamos inmersos y que sirven para expresar nuestra particular manera de ser.

Por consiguiente, un manual de economía española destinado a la enseñanza de ELE (Español como Lengua Extranjera), con una orientación plena hacia la descripción de los rasgos idiosincrásicos, culturales y sociales de lo español es una tarea pendiente. Y esa circunstancia nos ha llevado a esbozar un guión de ese posible manual, tan necesario como urgente. No debe olvidarse que las manifestaciones culturales que emanan de los hechos y fenómenos económicos configuran un tanto por ciento considerable de la identidad cultural de esa comunidad, heterogénea y homogénea a la vez, y que se denomina España.

Téngase en cuenta que el guión que presentamos a continuación ofrece una serie de rasgos analíticos característicos de los manuales de economía, pero va introduciendo sistemáticamente matizaciones que no son otra cosa que rasgos culturales, sociales o idiosincrásicos de lo español frente a otros pueblos o grupos. Asimismo, se trata de un guión o esbozo preliminar a la elaboración de un texto definitivo. En consecuencia, debe entenderse como una reflexión inconclusa sobre los rasgos culturales que se pueden extraer de los diferentes temas expuestos y el potencial que dichos rasgos ofrecen para un conocimiento mucho más profundo y coherente de hechos y fenómenos económicos que, de otro modo, resultarían difícilmente explicables.

 

 

GUIÓN O ESBOZO DE UN MANUAL DE ECONOMÍA ESPAÑOLA DESDE UN ENFOQUE SOCIOCULTURAL

1.-En el sector primario:

1.1.- Las producciones de fuerte incidencia social en el entorno donde se enseñe el curso: Por ejemplo, en el caso de Granada [donde vive el autor] deberían destacarse las producciones siguientes:

  • el cultivo de frutos subtropicales (aguacates y chirimoyas);
  • la granada y su relación simbólica con la ciudad;
  • el valor histórico de la producción de caña de azúcar y tabaco;
  • los cultivos de la alta montaña (almendra, frutales y vino);
  • la producción de aceite de oliva y sus problemas.

Relacionar los productos que se ven en los mercados con las producciones del país. Invitar a plantear preguntas. El conjunto de datos y preguntas expuestas contribuirán a contextualizar y asociar eficazmente los productos con los flujos exportadores e importadores, y también con aspectos históricos y socioculturales de interés.

1.2.- Las producciones que suponen liderazgo (aceite de oliva, vino, cítricos, almendras)

  • La producción de aceite de oliva y la configuración social del mundo rural en las regiones del sur de España. Fenómenos asociados (trabajo estacional (jornales y jornaleros), migraciones, latifundismo, subdesarrollo industrial, etc.). La falta de canales de comercialización y el monopolio italiano. Los tipos de aceite de oliva (orujo, refinado, virgen y virgen extra). Aceite de oliva, gastronomía y salud. Otras aplicaciones del aceite de oliva

  • Aspectos particulares y anecdóticos de la producción del vino español. Tipos de vino y regiones productoras. La historia del Jerez (sherry). El éxito del Rioja. La exquisitez de los Ribera de Duero. El boom del cava catalán. La dulzura del Málaga. El océano vinícola: La Mancha. Otros vinos dignos de mención. Vino y forma de vida en algunas regiones españolas (Castilla-La Mancha y Rioja). Los momentos idóneos para cada tipo de vino.
  • La región valenciana y la exportación de cítricos: una relación de estrecha dependencia económica y laboral.
  • La almendra y la producción de dulces navideños. Un fenómeno socio-cultural típicamente español. Topónimos que se transforman en léxico gastronómico (Jijona, Alicante).

1.3.- Producciones novedosas y/o altamente competitivas.

La fresa temprana de Huelva, competitividad máxima que provoca conflictos sociales en otros países europeos.

Frutas y verduras de invernadero en Almería, fenómeno económico de gran magnitud.

Frutas tropicales (el aguacate y la chirimoya de Granada, el plátano de Canarias); tomates (canarias); azafrán (Extremadura).

1.4.- La pesca y el consumo de pescado.

El segundo consumidor de pescado en el mundo y fenómeno social y económico en diversas regiones de España, fundamentalmente Galicia y algunas zonas costeras del País Vasco, Andalucía y Canarias. Vigo, el mayor puerto pesquero de Europa.

Las especies pescadas y consumidas en el litoral español.

La pesca como foco de conflicto político y económico con otros países.

Las mil y una formas de cocinar el pescado en España.

1.5.- El consumo de los productos del cerdo.

Costumbre ancestral; base dietética y nutritiva del consumo de grasas y proteínas en España.

Los embutidos españoles y su creciente proyección internacional (el caso del chorizo).

El jamón español y sus variedades más conocidas: serrano e ibérico.

Los problemas relacionados con la exportación.

1.6.- La ganadería ovina.

La importancia histórica del pastoreo y la mesta.

Los quesos españoles más conocidos. El caso del queso manchego.

La piel de oveja y la lana merina: dos exportaciones de gran éxito y tradición.

1.7.- La ganadería bovina.

La trascendencia económica de la producción láctea en el norte de España.

El consumo de la carne de vaca y toro de lidia.

La ganadería del toro de lidia y su profundo impacto en la percepción de lo hispánico.

Las corridas de toros como fenómeno económico.

1.8.- Los problemas medioambientales.

Las causas naturales y la acción del hombre.

Los problemas más graves en España (deforestación, desertización, polución aérea y marina).

Los espacios protegidos (parques nacionales y naturales).

 

2.- En el sector secundario:

2.1.- El desierto energético español.

La falta de petróleo y gas natural.

La congelación de las centrales nucleares.

Los problemas de la producción hidroeléctrica.

El papel social de la extracción del carbón frente a su carácter antieconómico.

La dependencia energética.

2.2.- La minería .

Fenómeno social y económico de gran trascendencia política, pero que ya está en declive.

La sobrexplotación histórica y las grandes carencias (hierro, plomo y cobre)

La minería con futuro (cinc, piritas, mercurio y uranio)

2.3.- La producción industrial y su ubicación geográfica.

Impacto económico, social y demográfico de la industrialización en las diferentes comunidades españolas.

Las bases históricas de una industrialización irregular.

Las características de la industria española frente al resto de Europa y del mundo.

2.4.- Las principales empresas no financieras en España.

Los principales sectores industriales.

Las empresas del sector público, crisis y evolución.

Las principales empresas privadas españolas, su importancia socioeconómica y su relación con el capital financiero.

Grandes empresas e internacionalización, la deuda pendiente.

La penetración del capital multinacional en la empresa española.

2.5.- Las PYME (Pequeñas y Medianas Empresas) y el empleo.

El 96% de la empresa española.

La lenta internacionalización de la PYME.

El mercado laboral y los contratos de trabajo.

El fenómeno del paro en España: un mal endémico.

El papel social de los sindicatos.

2.6.- El sector de la construcción.

Las grandes constructoras españolas y las obras públicas.

El fenómeno inmobiliario y sus implicaciones sociales y culturales.

 

3.- En el sector terciario:

3.1.- El comercio minorista.

La revolución del comercio minorista y los grandes cambios sociológicos que ha provocado.

Las grandes superficies comerciales y las nuevas formas de penetración comercial.

Las ferias y los "mercadillos" en las poblaciones españolas, fenómeno social.

El bar de tapas, una "institución" muy española.

3.2.- El comercio exterior.

La exportación y la importación, dos claves para medir la temperatura económica y los patrones de conducta de empresarios y consumidores.

Razones históricas de nuestras dificultades para exportar.

El perfil del empresariado español y la realidad exportadora.

El sector exportador español en la actualidad, ¿luz al final del tunel?

Lo que importamos y lo que exportamos desde una perspectiva sociológica.

Las inversiones exteriores españolas en Iberoamérica o el segundo reencuentro.

3.3.- Los transportes.

El gran salto del transporte por carretera en España durante la última década.

El transporte por ferrocarril o la coexistencia entre el siglo XIX y el siglo XXI.

Los grandes cambios del transporte aéreo.

3.4.- El sistema financiero español y sus peculiaridades.

La integración económica y monetaria de la Unión Europea y su impacto en España.

El papel de motor económico de la gran banca española.

El papel social de las cajas de ahorros.

La revolución económica de la bolsa.

Perfil financiero del español medio y sus preferencias a la hora de invertir o ahorrar.

3.5.- El seguro.

Transformaciones de las empresas de seguros en España.

El deficiente desarrollo del sector como consecuencia de la mentalidad del español medio.

Perspectivas del sector.

3.6.- El turismo, mucho más que una actividad económica.

España, segunda potencia turística del mundo: el secreto de un gran éxito que no debe olvidar sus debilidades.

Mapa geográfico del turismo.

Rasgos característicos del turista español y del turista que visita España:

Los potenciales de desarrollo turístico (el mundo rural, la España interior, el ámbito ecológico, rutas culturales, etc.)

Impacto social en las ciudades y regiones donde el turismo es la fuente principal de ingresos.

3.7.- Sanidad y educación, una encrucijada entre el sector público y el sector privado.

El estado del bienestar y su impacto socioeconómico en el horizonte de la economía global.

La economía de la educación, campo de batalla entre la ideología liberal y la ideología socialdemócrata.

El papel de la iglesia católica en la educación y la sanidad: una herencia histórica.

La deuda pendiente: la inversión en I+D de la empresa española.

3.8.- La economía del ocio.

La economía del juego: el papel de las loterías, las quinielas y otros juegos de azar en la mentalidad del español medio.

Los españoles, la lectura y el mundo editorial.

a colonización cultural y la falta de inversión en el cine español.

El impacto económico y cultural de los grandes medios de comunicación (radio, televisión, prensa, etc.)

Relación entre cultura, espectáculos y economía.

La publicidad: gran negocio y termómetro perfecto para medir los usos, costumbres y valores de la sociedad española.

 

4.- En otros aspectos relacionados con la economía:

  • La población española (distribución, natalidad, desempleo en general, desempleo juvenil y femenino, emigración, inmigración, etc.).
  • Relación entre clima, economía y sociedad
  • Las actitudes de los españoles ante los impuestos y la política fiscal.
  • Las grandes obras y los grandes eventos: su impacto socioeconómico.
  • El impacto socioeconómico de la pertenencia a la Unión Europea.
  • Relación entre Comunidades Autónomas y economía.
  • Perfiles sociológicos del español como ahorrador, consumidor, empresario o empleado (las encuestas y las investigaciones de mercado).

 

BIBLIOGRAFÍA

CZINKOTA, A. y RONKAINEN I.A. (1993) International Marketing. (3ª ed.). Orlando: The Dryden Press.

D`ANDRADE, R. (1990) "Some propositions about the relation between culture and human cognition". STIEGLER et al. (Eds.) Cultural Psychology: Essays on Comparative Human Development. Cambridge, pp. 65-130.

FAJARDO, M. y GONZÁLEZ, S. (1995) Marca registrada. Español para los negocios. Madrid: Universidad de Salamanca y Santillana.

FELICES LAGO, A. (1996) "Panorama y perspectivas del español empresarial en España", Mezinárodní Konference. Odborny jazyk v podmínkách trzní ekonomiky, (Praga, 14-15 septiembre, 1995). VLASTA HLAVICKOVÁ (Ed.), Praga: Vysoká Skola Ekonomická, pp. 372-381.

HOFSTEDE, G. (1991) Cultures and Organisations, Software of the Mind, Intercultural Cooperation and its Importance for Survival. Londres: McGraw-Hill.

KROEBER, A. y KLUCKHOHN, C. (1985) Culture:A Critical Review of Concepts and Definitions. Nueva York: Random House

MARTÍN MORILLAS, J.M. (1997) "Modelos mentales y modelos culturales en el léxico cultural: las expresiones de estados somático-emotivos", Problemas de lexicología y lexicografía. LUQUE DURÁN, J.D. y PAMIES BERTRÁN, A. (Eds.). Granada: Método Ediciones, pp. 17-30.

MARTÍN MORILLAS, J.M. (Inédito) Apuntes para un seminario sobre programación intercultural en la empresa, celebrado en Alcalá de Henares el 3 y 4 de marzo de 1998-

MARTÍN URIZ, A.M. y otros (1989) El español de los negocios. Madrid: SGEL.

MEAD, M. [Ed.] (1951) Cultural Patterns and Technical Change. Paris: UNESCO.

TAYEB, M. (1994) "Organisations and national culture: methodology considered", Organisation Studies, 15, pp. 429-446.

TROMPENAARS, F. (1993) Riding the Waves of Culture: Understanding Cultural Diversity in Business. Londres: The Economist Books.

 

Sección
Espéculo. Universidad Complutense de Madrid.
© 2000