Genética del color de las capas en caballos (Responsable: S. Dunner)

 

¿Dónde acudir?

A nuestro laboratorio (Tfno. y Fax: 913943758): Susana Dunner o Isabel Tupac (genetica@vet.ucm.es)

¿Es posible conocer la coloración de la capa que tendrá mi potro?

La respuesta es afirmativa para las coloraciones básicas más importantes. La coloración de la capa y mucosas en el caballo dependen básicamente de la producción del pigmento melanina que en forma de gránulos se encuentra en el pelo, piel, iris y algunos órganos internos. Existen dos tipos de melanina: la eumelanina, responsable de las coloraciones negras y la phaeomelanina, responsable de las coloraciones rojas.

La naturaleza hereditaria de la coloración de las capas es conocida desde antiguo, aunque los genes concretos que intervienen y su modo de acción es algo que corresponde a la era de la genética molecular. Los genes que intervienen se pueden agrupar en dos categorías: la primera sería la de aquellos que actúan sobre el desarrollo, diferenciación, proliferación o migración de los melanocitos, la segunda incluiría genes que actúan sobre la síntesis de la melanina.

De todos estos sistemas sólo nos vamos a referir a los genes Grey, responsable de la capa torda, a los genes Extension, responsable de las coloraciones negras y alazanas en combinación con el Agouti que condiciona la expresión de la eumelanina originando las capas castañas y a los genes que provocan la dilución de las coloraciones básicas como el Cream, Dun y Champagne.

Capa torda.-

El gen responsable de la capa torda, denominado Grey, tiene un comportamiento dominante, es decir, la variante del gen que da lugar a la capa torda, simbolizada por la letra G, domina sobre la variante del gen que no da lugar a la capa torda. Además este gen enmascara la acción del resto de los genes Extension o Agouti, de tal manera que la variante G impide que se manifieste la acción de esos genes. En genética esta acción de interacción de un gen sobre otro u otros recibe el nombre de efecto epistático.

Cuando un animal es portador de la variante G, independientemente de cual sea la otra variante de que es portador, presentará la capa característica torda, esta es la característica denominada dominancia. Sólo los animales portadores de las dos dosis de la variante g no serán tordos y podrán, por lo tanto, expresar la composición genética que lleve en los otros genes, el Extensión y el Agouti.

Ahora ya es posible llevar a cabo una prueba genética que permite saber si su caballo o yegua de capa torda es GG o bien Gg, por lo que podrá diseñar los apareamientos de la manera que más le interese con el fin de aumentar las posibilidades de que aparezcan capas diluidas como bayo, perla, cremello, etc. Además, como se ha demostrado que este gen, junto con el gen Agouti, ejerce una influencia significativa tanto en la frecuencia de aparición de melanomas, como en el nivel de agresividad del mismo, el análisis genético de estos dos genes le permitirá reducir significativamente la aparición de melanomas y alargar la vida de los descendientes.

(ver tabla 1).

Animales de capa negra, castaños y alazanes.-

Cualquier caballo que en el gen Grey sea portador únicamente de la variante g podrá expresar la capa negra, alazana o castaña de la que son responsables, por un lado el gen denominado Extension (E) modulado como veremos inmediatamente por el gen Agouti .

El gen Extension es dominante porque la presencia de una de sus variantes, la denominada E, responsable de la producción de la eumelanina y por lo tanto del pigmento negro impide que se exprese la otra variante denominada e, responsable de la producción de phaenomelanina y por lo tanto de la coloración roja. Para que el animal pueda presentar la capa negra o, al menos, extremos y cabos negros, es necesario que el caballo sea portador de una dosis de la variante E del gen Extension. Si el caballo es portador de dos dosis de la otra variante del gen, es decir, ee, el caballo presentará una capa alazana, independientemente de la composición que tenga en el gen Agouti.

El gen Agouti también resulta ser un sistema dominante en el que una de las variantes, la denominada A, permite a un animal portador de al menos una variante E que la pigmentación negra aparezca sólo en los extremos y cabos dando lugar a la capa castaña. Sin embargo, la otra variante, denominada a, que se comporta como recesivo, es decir, que para que sea apreciable debe estar presente en doble dosis, aa, origina la capa negra siempre que en el gen Extension exista al menos una variante E (ver tabla 2).

Estos genes son conocidos en el caballo (también los son en otras especies animales) es decir disponemos de su secuencia y conocemos cuales son las diferencias que hay entre las diferentes variantes.

El gen Extension es el MC1R (Receptor I de la melanocortina), la variante E se diferencia de la variante e por una mutación que da lugar al cambio de un único aminoácido, la serina pasa a ser una fenilalanina. Este cambio puntual transforma un receptor sobreactivo (E) responsable de la pigmentación negra en un receptor no funcional (e) responsable de la coloración rojiza.

Del gen Agouti también conocemos los cambios moleculares en la cadena de ADN que dan lugar a las dos variantes del gen. El gen responsable se denomina ASIP (Agouti signalling protein) y la variante recesiva (a) se diferencia de la salvaje (A) porque le faltan 11 nucleótidos.

El resumen de las posibles combinaciones a que pueden dar lugar la composición genética de un determinado apareamiento o cruzamiento entre un semental y una yegua puede observarlo pinchando aqui.

Animales de capa diluida.-

 

Las capas diluidas de los caballos pueden deberse a la presencia de varios genes que actúan aisladamente o interaccionando entre ellos. De todos los genes que parecen estar implicados en las diluciones sólo se conoce la ubicación precisa de uno, el responsable de algunas de las diluciones de mayor interés como el bayo, perla o cremello, de los demás se sólo se conocen algunos efectos que afectan a las coloraciones básicas gracias a observaciones de campo.

 

Uno de los genes que diluyen, y del que se conoce a ciencia cierta como actúa y donde está ubicado es el gen MATP (Membrane Associated Transporter Protein; underwhite) o más conocido como gen CREAM (Cr).

 

Este gen presenta una dominancia incompleta ya que la presencia de una sola copia de la variante Cr diluye el color rojizo de la capa en amarillo pero no afecta a los colores negros. Sin embargo, de estar presente dos copias de la variante CrCr diluirá tanto a los colores rojo como al negro, hasta hasta dar un caballo de piel rosada, ojos azules y capa casi blanca.

 

El color final de un caballo dependerá del color de la capa básica, de la presencia de una o dos variantes del gen diluyente, de la intensidad con la que actúe el gen en el individuo y de la acción de otros genes que actúan en combinación.

 

Así, por ejemplo, un caballo CASTAÑO será BAYO o PERLA si presenta respectivamente una variante del gen que diluye Cr  o dos variantes CrCr. Un caballo ALAZAN será PALOMINO o CREMELLO si presenta respectivamente una variante del gen que diluye Cr  o dos variantes CrCr. Un caballo NEGRO será de color NEGRO CENIZO o CREMA CENIZO si presenta respectivamente una variante del gen que diluye Cr  o dos variantes CrCr

 

Un segundo gen que diluye, pero del que todavía no disponemos de un análisis de laboratorio es el DUN (Dd). Se sabe que este gen diluye tanto los colores rojos como los negros, a diferencia del gen CREMA que no diluye el negro cuando solo está presente con una sola dosis.

 

Existen otras diluciones que pueden implicar a otros genes (Champagne) de los que todavía no conocemos su composición molecular. En algunas ocasiones los resultados de laboratorio, junto con una imagen del animal, nos puede permitir deducir cual es el origen de la dilución que se aprecia en el animal y, por lo tanto, indicar con una cierta probabilidad que genes pueden estar implicados en la capa.

 

 

Como tomar las muestras

 

 

 

 

 

 

 Texto completo