SOCIEDAD
Martes, 9 de mayo de 2000

España «racanea» becas

Sólo el 17% de nuestros universitarios tiene ayudas

MADRID.-El 17% de los universitarios españoles recibe algún tipo de beca frente al 40% de media en el resto de la Unión Europea, según un informe elaborado por los rectores, que además especifica que la ayuda media en España es de 250.000 pesetas frente a 600.000 pesetas en la UE. Este informe, denominado Información académica, productiva y financiera de las universidades públicas de España en 1998, ha sido elaborado por el gerente de la Universidad de Jaén, Juan Hernández Armenteros, a petición de la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas (CRUE).

Según Armenteros, con la «escasa» aportación de las becas -unas 27.000 pesetas al mes- los estudiantes deben hacer frente a los gastos de desplazamiento, «una cuantía insuficiente si se quiere potenciar la movilidad». De los 335.666 alumnos que en el pasado curso solicitaron una beca, el 38% (127.936) no la recibió al limitarse a 52.000 millones el presupuesto total de las Administraciones para este concepto, lo que supone el 0,06% del PIB.

En cuanto a las matrículas que debe abonar cada universitario por curso, éstas suponen el 12% del total de gasto que genera -un 10% en la UE-, mientras que el 73,54% lo aportan las Administraciones y el resto procede de otros ingresos privados.

Debido a las insuficiencias económicas, el informe subraya que las universidades españolas debieron endeudarse el curso pasado con créditos pedidos a los bancos por un importe total de 8.800 millones más para cubrir todos los gastos necesarios, con lo que el endeudamiento actual conjunto podría situarse entre los 80.000 y 100.000 millones de pesetas.

Para evitar esta situación, propusieron al nuevo Ejecutivo la elaboración de una Ley de Financiación de las Universidades, en la que se establezcan unos mínimos necesarios para su buen funcionamiento. En estos «mínimos» se debería especificar, según la CRUE, el gasto por alumno de cada universidad para que no hubiese la variación que existe hoy día entre unas y otras. Según el estudio, el gasto medio por alumno es de 450.000 pesetas, aunque hay diferencias tan grandes que van de las 907.000 pesetas que dedica la Universidad Pompeu Fabra de Cataluña a cada uno de sus alumnos, a las 299.000 en la de Castilla-La Mancha.