Inicio Biblioteca Complutense Catálogo Cisne Colección Digital Complutense

La fórmula magistral de la poesía

Biblioteca de la Facultad de Farmacia. UCM 25 de Junio de 2012 a las 09:21 h

Hace tiempo explicábamos en este blog la curiosa denominación de nuestra biblioteca con el nombre de León Felipe, más conocido por su obra poética que por su titulación farmacéutica. Viene ahora a nuestras líneas otro gran poeta, Pablo Neruda, y un aspecto curioso y poco conocido de su obra: el dedicado a la ciencia y más concretamente a la Farmacia...

En efecto, el poeta chileno extrajo los reflejos bucólicos de temas tan científicos y a priori tan poco líricos como el átomo, la energía, el hígado, la laringe y, ya en directa relación con nuestro campo, el trabajo del investigador de laboratorio o la propia Farmacia.

Porque para un poeta la vida, en todas sus infinitas dimensiones puede encerrar desde la belleza más sublime hasta el terror más absoluto. Como nos demuestra en su inquietante y turbadora Oda al laboratorista:



Hay un hombre escondido,
mira
con un solo ojo
de cíclope eficiente
(...)
él anota, escribe,
descubre
una amenaza,
un punto
dividido,
un nimbo negro,
lo identifica, encuentra
su prontuario,
ya no puede escaparse,
pronto
en tu cuerpo será la cacería,
la batalla
que comenzó en el ojo
del laboratorista:
será de noche, junto
a la madre la muerte,
junto al niño las alas
del invisible espanto,
la batalla en la herida
(...)

 

O en su a veces cómica y sorprendente, pero repleta de gran plasticidad didáctica Oda al Hígado:

(...)
entraña
delicada
y poderosa,
siempre
viva y oscura.
Mientras
el corazón suena y atrae
la partitura de la mandolina,
allí adentro
tú filtras
y repartes,
separas
y divides,
multiplicas
y engrasas,
subes
y recoges
los hilos y los gramos
de la vida, los últimos
licores,
las íntimas esencias.
(...)

Aunque sin duda alguna, en estas páginas hemos de destacar la evocadora e ilustrativa: "Oda a la Farmacia":

¡Qué olor a bosque
tiene
la farmacia!
De cada
raíz salió la esencia
a perfumar
la paz
del boticario,
se machacaron
sales
que producen
prodigiosos ungüentos,
la seca solfatara
molió, molió, molió
en su molino
y aquí está
junto con la resina
del copal fabuloso:
todo
se hizo cápsula,
polvo.

Extraordinaria personalidad del tumultuoso siglo XX, uno de los tres grandes Pablos  a los que cantara Alberto Cortez, Pablo Neruda "el más abandonado de los poetas" como él mismo se definió, legó a la humanidad una fórmula magistral que ningún farmacéutico había podido encontrar antes, cuando en su discurso de aceptación del premio Nobel de Literatura 1971 confesó:

"...la poesía es una acción pasajera o solemne en que entran por parejas medidas la soledad y la solidaridad, el sentimiento y la acción, la intimidad de uno mismo, la intimidad del hombre y la secreta revelación de la naturaleza".

Bookmark and Share

Comentarios - 3

Tubidy

3
Tubidy - 12-09-2016 - 04:52:06h

Grandes líneas.
Espectaculares versos.

Arianna

2
Arianna - 5-05-2015 - 22:52:50h

Muy bueno el artículo e instructivo. No me imaginaba que escritores tan famosos escondieran tanta belleza en sus palabras.

Isabel

1
Isabel - 26-06-2012 - 12:05:11h

Curioso post. Lo que se desconoce de los autores famosos, aún habiendo leído su obra (no completa, como se ve). Gracias por estas luces que nos regala el blog «paracetablog». Un saludo.


Universidad Complutense de Madrid - Ciudad Universitaria - 28040 Madrid - Tel. +34 914520400
[Información - Sugerencias]