Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Martes, 5 de julio de 2022

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Qué es la medicina preventiva y cuál es su función + ejemplos

Todas las personas deseamos gozar de las mejores condiciones físicas y mentales, ya que esto es sinónimo de bienestar que, es justo lo que se necesita para poder desenvolvernos adecuada y óptimamente tanto a nivel personal, como laboral y social, motivo por el que la prevención de enfermedades se ha convertido en una tema de interés tanto individual como colectivo.

 

 

 

Es así que surge la medicina preventiva, una especialidad que mediante la aplicación de diferentes técnicas, nos ayudará a conservar nuestra buena salud y calidad de vida.

¿Qué es la medicina preventiva?

La medicina preventiva es un conjunto de diferentes técnicas médicas que ayudan a prevenir enfermedades o, en caso de ya padecerlas, evita que estas se desarrollen hasta el punto que puedan comprometer seriamente la salud y vida del paciente.

Para poder cumplir con su propósito, la medicina preventiva se encarga del estudio y conocimiento individual y personalizado de cada paciente, para de ese modo, poder orientar las medidas y tratamientos a sus necesidades específicas.

En tal sentido, su aplicación se basa en 3 niveles principales: primario, secundario y terciario, sobre los que hablaremos en el siguiente apartado.

Niveles de aplicación de la medicina preventiva

De acuerdo a la condición general del paciente, la medicina preventiva puede aplicarse en los siguientes niveles:

Prevención primaria

Este nivel está dirigido a personas sanas, y su aplicación va orientada a la conservación de la buena salud del paciente, lo que implica que este tenga que modificar sus hábitos de vida, por lo que de ser necesario, el médico indicará cambios en la alimentación y tomará acciones en caso de que exista sedentarismo y otras conductas nocivas.

Prevención secundaria

Este nivel está dirigido a personas que tengan algún padecimiento o enfermedad, por lo que el médico se dará a la tarea de determinar el grado de afectación en el paciente y si hay algún riesgo de contaminación o contagio.

Esto permitirá indicar el tratamiento adecuado para detener el avance de la enfermedad. De igual modo, el médico podrá indicar tratamiento a personas sanas que convivan con el afectado, para evitar la propagación.

Prevención terciaria

Este nivel se aplica en personas en las que la enfermedad se ha establecido. En este caso, la medicina preventiva procurará evitar posibles complicaciones a través de tratamientos adecuados y pertinentes que eviten el avance del padecimiento, para de esa forma permitirle al paciente continuar con su vida con menos dolencias y malestares, y con una actitud más positiva.

Tipos de medicinas preventivas

De acuerdo al ámbito de aplicación, los tipos de medicina preventiva más importantes son los siguientes:

Medicina preventiva general

Esta es la medicina preventiva de la que hemos hablado en este artículo, es decir, aquella que cuenta con técnicas y tratamientos que evitan la aparición y desarrollo de diferentes enfermedades.

Por ejemplo, una persona que quiera conservar su salud, puede recurrir a la medicina preventiva para mejorar su alimentación o hábitos y así poder mantenerse saludable.

Medicina estética preventiva

Aunque el envejecimiento es un proceso biológico inevitable, la medicina estética preventiva ayuda a ralentizar la aparición de los signos visibles de la edad, permitiendo que la persona pueda lucir un aspecto mucho más saludable, lozano y vital. Todo esto, a través de la aplicación de diferentes técnicas y tratamientos, mayormente no invasivos.

Gracias a los excelentes resultados que ofrece, en la actualidad, este es el tipo de medicina preventiva a la que más pacientes recurren. La buena noticia es que existen muy buenos médicos especializados que han realizado un máster en medicina estética preventiva, que son capaces de brindar atención ética, profesional y segura.

Algunos ejemplos de esta especialidad son: limpiezas faciales, masoterapia corporal e implementación de aparatología específica.

Medicina laboral preventiva

En el campo laboral, dicha especialidad de la medicina busca prevenir enfermedades ocupacionales y para ello, se esmera tanto en la orientación oportuna del personal, como en la vigilancia del cumplimiento de las normas de higiene y bioseguridad.

Un especialista en medicina laboral preventiva también debe realizar estudios periódicos para determinar el estado de salud de los trabajadores y elaborar informes médicos oportunos, en caso de que algún trabajador presente alguna enfermedad.

 

Género al que pertenece la obra: Periodismo literario
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias