Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 12 de julio de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

¿Cómo meditar? Aprende a meditar paso a paso

La meditación consiste en un entrenamineto que realizamos a nuestra mente y alma a través de la inducción a un estado de relajación donde la finalidad principal es atraer los pensamientos positivos y despojarse de los negativos, para así encontrar una mayor libertad mental y emocional. Se acredita el origen de esta practica a los países Occidentales, donde hace miles de año comenzienza esta cultura.

Meditar puede ser de gran ayuda para nuestras vida, pero al decidir incluir este procedimiento a nuestra rutina diaria es común que cometamos diversos errores puesto que estamos nuevos en ella. Uno de los errores más comunes es el creer que para poder aprender a meditar correctamente nos tenemos que dirijir a un lugar desolado como una montaña o un parque. No obstante, te traemos este artículo para aclarar todas tus dudas sobre los pasos que debes cumplir para lograr una meditación efectiva.

10 pasos que ayudaran a que liberes tu cuerpo y alma

Para los principiantes en esta actividad se les pueden presentar ciertos inconvenientes para encontrar la postura adecuada, relajarse correctamente, entre otros factores. Por eso, decidimos realizar una recopilación y así regalarte una lista más completa. Esta posee todos los pasos que debes seguir al pie de la letra para que tu tiempo de meditación sea efectivo:


1. Usar ropa cómoda es primordial: lo ideal es vestuario deportivo puesto que esta tiene la versatilidad de no apretarte y permitirte estar largos periodos en la misma posición sin que te moleste. Sin embargo, la ropa ancha también es una opción viable. Recuerda que los zapatos y accesorios que puedan incomodar deben evitarse.


2. Los espacios tranquilos serán tu mejor aliado: el sitio ideal para comenzar tu proceso de meditación debe ser un lugar sereno, tranquilo y donde las interrupciones no sean un problema. Puede ser en un espacio rodeado de vegetación, una playa o tu habitación, lo importante es que te sientas a gusto en él.

3. La forma en la que te sientas es de mucha importancia: esta va depender de la opinión personal de cada quien. Puedes optar por escoger la posición clásica (sentado en el piso, con la espalda recta y piernas cruzadas), sentado cómodamente en el suelo, una silla o sillón, o acostado en una superficie lisa. El único aspecto que no puede variar es que tu espalda siempre debe mantenerse recta para que así los hombros y brazos se puedan relajarse con facilidad, al igual que el resto de los músculos del cuerpo.

4. Concentrarte en tu respiración: debes inhalar y exhalar por la nariz, y estar al pendiente de mantener un ritmo constante y sereno al respirar.


5. Contar: al dominar tu ritmo respiratorio es hora de empezar a contar sin que esta regularidad se vea afectada. De una forma descendiente comenzarás en el número 50 y terminarás con el 0, con calma y sin prisa alguna para así lograr la serenidad de tu ser.


6. Visualiza imágenes o frases: al terminar la cuenta puedes proseguir con imágenes que te hagan sentir bien.


7. Repetición para la atracción de buenas vibras: deberás escoger una frase u oración que te genere paz y tranquilad, la cual deberás nombrar en tu mente repetidas veces para que tu alma y mente la puedan acoger.


8. Aceptar los pensamientos que surgen: es frecuente que al tratar de concentrarnos aparezca pensamientos sobre nuestros problemas personales o inseguridades. Al suceder esto, lo que debes hacer es aceptarlos y no juzgarte a ti mismo ni a tus pensamientos. Así como llegaron solos así mismo se irán. Lo que debes evitar es que te desconcentren de tu objetivo e instantáneamente volver a la respiración y conteo o imágenes.


9. El tiempo es un factor importante: para los principiantes se recomienda comenzar con unos 10 a 15 minutos que tendrán un gran peso en tu cambio personal. Este periodo debe ir aumentando paulatinamente hasta llegar a unos 20 a 30 minutos diarios que son más que suficientes para una correcta meditación.


10. Convertirlo en un estilo de vida: crear el hábito de meditar todos los días te ayudará a crear una vida más saludable y más placentera en cuanto a tu aceptación personal.

Con solo meditar unos minutos al día, obtendrás números beneficios

A través de los años y el adquisición de conocimientos sobre esta técnica, se han visualizados cambios significativos en las personas que comienzan con esta rutina para mejorar sus vidas. Muchos profesionales de la salud la recomiendan para optimar el bienestar tanto mental como físico. Además, la meditación es versátil y puedes realizarla en cualquier sitio o hasta caminado. Entre los beneficios más resaltantes, encontramos:


• Ayuda a disminuir los efectos del estrés, por ende, impide las consecuencias de esta enfermedad.
• Es causante del reforzamiento del sistema inmunológico.
• Eleva los niveles de concentración y a la vez te ayudará a ser una persona más atenta.
• Aumenta la empatía para con las personas, lo cual desemboca en la mejora de la sociabilización con tu entorno.
• Desarrolla y amplifica la tolerancia al dolor emocional y físico.
• La memoria se ve altamente afectada, pero en este caso es positivamente. Gracias a la meditación, la retentiva se verá reforzada y ya no sufrirás de esa incomodas lagunas mentales.
• En cuanto a los procesos cognitivos, estos se desarrollan logrando que el individuo sea más ágil.
• Los pensamientos positivos estará siempre presentes. Este hábito logrará que tu positivismo suba de nivel y puedas disfrutar de una vida con pocas preocupaciones.


¡Así que no lo pienses más y comienza con tu rutina de meditación! Logrará notar un cambio en tu conducta, salud y en el amor propio lo cual es gracias a esta increíble actividad que es de alta efectividad para todos. Solo unos minutos al día serán más que suficientes para cambiar tu forma de vida.

 

Género al que pertenece la obra: Narrativa,Literatura digital
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias