Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Lunes, 26 de octubre de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Razones ¿Por qué debemos orar a Dios?

El acto de orar es una costumbre que tenemos los creyentes para elevar nuestras alabanzas o peticiones hacia el omnipotente y que sean escuchadas por el mismo. En estas podemos incluir el deseo por el bien de nuestros familiares, amigos, cercanos o hasta de nosotros mismos. Igualmente, nos encontramos en la facultad de orar por otras causas importantes como el dar gracias a nuestro creador.

El realizar esta actividad se considera una disciplina de todas las religiones cristinas,  la cual es vital para nuestra vida. Es considerada como una de las formas más acertadas para poder acércanos a Dios, puesto que a través de una oración, además de que nuestra fe se eleva, tenemos una comunicación y conexión directa con el Todopoderoso.

Según la biblia, estás son las razones por las que debemos orar a Dios

Hemos logrados realizar una recopilación de algunos versículos de la biblia, donde encontramos fragmentos que nos relatan que orar para Dios es bueno, por distintos motivos. En la siguiente lista, te vamos a ofrecer las mejores razones para elevar tus plegarias hacia el cielo, basado en la Santa Biblia:

  1. Mateo 6:10: “Que tu reino venga pronto” en este versículo, encontramos uno de las principales razones para realizar la oración; a través de las peticiones que hacemos día a día, demostramos nuestro interés por querer que el reino de los cielos por fin llegue a la Tierra. En este mismo versículo, encontramos la frase “Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra” la cual representa otra razón para orar: manifestamos nuestro deseo de que siempre se cumpla la voluntad del Altísimo.
  2. Lucas 11:13: “Pues, si ustedes, aun siendo malos, saben dar cosa buenas a sus hijos, ¡cuánto más el Padre celestial dará el Espíritu Santo a quienes se lo pidan!”. Esta frase se puede traducir en que el Todopoderoso nos va a otorgar el Espíritu Santo sí se lo pedimos, es decir, en cada oración que elevamos a los cielos.
  3. Santiago 1:5: “Si alguno de ustedes requiere de sabiduría, pídasela a Dios, y él se la dará, pues Dios se la da a todos en abundancia y sin querer hacer ningún reproche” Por esta razón, debemos recurrir a Dios, mediante la oración, en busca de sabiduría cuando estemos atravesando momentos difíciles.
  4. 2 Tesalonicenses 3:1: “Por lo demás hermanos, oren por nosotros para que la palabra del Señor se difunda rápidamente y sea glorificada, así como sucedió también entre ustedes”. Una de las razones más importantes, plasmadas en las santas escrituras, es orar para que el mensaje de Dios sea difundido a través de nuestra palabra.
  5. Hechos 4:29: “Ahora, Señor, escucha sus amenazas y ayúdanos a nosotros que somos tus siervos a anunciar tu mensaje con valentía”. Este pasaje de la biblia, nos enseña que orar es de importancia para evangelizar con valentía.
  6. Hechos 4:30: “Al mismo tiempo, extiende tu mano para sanar a los enfermos y realizar señales milagrosas para el poder de tu santo siervo Jesús”. Mediante el poder de la oración, podemos pedir por los más enfermos para que prontamente llegue la sanidad a sus vidas.
  7. Marcos 9:29: “Jesús, les respondió: “Estos demonios no salen sino con oración””. Cuando sientas una presencia extraña y energías negativas, el mejor remedio es orar a Dios Todopoderoso para que aleje a los demonios malintencionados de tu camino.
  8. Mateo 6:11: “Danos hoy los alimentos que necesitamos cada día”. Si le pedimos al Señor con fe, este nos facilitará la obtención de nuestras necesidades diarias como el pan para alimentarnos.
  9. Mateo 6:12: “Perdona el mal que hacemos, así como nosotros perdonamos a los que nos hacen mal”. En versículos como este, podemos encontrar fragmentos que nos demuestran que debemos orar pidiendo el perdón de nuestros pecados, que debemos hacer con un verdadero arrepentimiento para que estos puedan ser absueltos.
  10. Mateo 6:13: “Y cuando vengan las pruebas, no permitas que ellas nos aparten de ti…”. Cuando la situación se torne difícil y las tentaciones abunden, lo mejor es orar para encaminarnos y para que nos olvidemos que nos sintamos a traídos por esas situaciones. A pesar de estas pruebas, no podemos apartarnos de Dios.

Razones que el Salmo 25 nos da para orar

El Salmo 25 o mejor conocido como el Salmo de David, relata cuando el mismo David implora al Señor para que le otorgue dirección, perdón y protección. Es un ejemplo claro de las razones por las cuales debemos convertir la oración en una disciplina, para que Dios nos otorgue sus bendiciones en nuestro día a día. Entre esos motivos que el Salmo 25 nos da para orar, encontramos:

  • Guía: específicamente en los versículos 4 y 5 de este pasaje bíblico, nos esclarece de que si le rogamos al Señor, este nos guiará en nuestro camino y nos otorgará nuevas enseñanzas.
  • Perdón: del versículo 7 al 11, podemos ver reflejado que constantemente vamos a necesitar de la purificación de nuestro Dios por los pecados que hemos cometido, y por ende, su poder para poder arrepentirnos y no alejarnos de su ser. Esto se logra orando.
  • Decisiones: en el Salmo 12:15 se expresa que Dios será el que nos ayude en las buenas elecciones que debemos tomar.
  • Problemas: del 16 al 18. En esos momentos que sintamos que ya no podemos más con todas las responsabilidades y problemas que tenemos a nuestro cargo, nuestro mayor amigo será Dios. Este nos va a escuchar incondicionalmente y nos podremos desahogar con él. Además, nos ayudará con la resolución de nuestros conflictos.
  • Protección: Salmo 25:19, 20. Dios es el protector de nuestras almas y espíritu, por lo cual nos cuidará del ataque del enemigo.
Género al que pertenece la obra: Narrativa,Literatura digital
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias