Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Lunes, 30 de marzo de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Importancia de medir la velocidad del Internet

El Internet es considerado uno de los mejores inventos de la humanidad, ya que a través de él podemos ejecutar diversas actividades que nos van a facilitar la forma en la que vivimos. Diariamente, cada humano moderno realiza un gran consumo del mismo, puesto que es necesario para llevar a cabo tareas de nuestro trabajo, estudio u ocio.

Esta red nos abre las puertas a miles de servicios webs que nos posibilitan buscar cualquier tipo de información, comprar productos o servicios en línea, comunicarnos a través del uso de las redes sociales, jugar, entre millones de probabilidades más; tiene la capacidad de conectar miles de personas en el mundo con los servidores de su preferencia. Ahora bien, para poder disfrutar cómodamente de todo lo que Internet tiene para nosotros, necesitaremos una buena velocidad de red.

Es fundamental que conozcas un poco más acerca de la velocidad del Internet

Para poder comprender la forma en la que nuestros dispositivos móviles, aparatos inteligentes u ordenadores pueden recibir la información que se encuentra en Internet, primero debemos conocer la velocidad de Internet. Esta se refiere a la rapidez con la que se transfieren los datos de un lugar a otro usando esta red, es decir, el tiempo en el que se carga un archivo, una página web, una red social o en el que se envía un mensaje a través de una mensajería instantánea, enviamos un correo, entre otros.

Ahora bien, la velocidad del Internet se puede medir y expresar de distintas formas, pero para ello es necesario conocer las unidades de información electrónicas que se utilizan para medir velocidad con la que se transfieren los datos. La medida que se manejan para identificar la velocidad en la que se transfieren los datos de un lado a otro, son los bytes y bits.

Estos se miden en segundos, así que diríamos que la velocidad de Internet se mide en bytes o bites por segundo. Estos son de un tamaño extraordinariamente pequeño y se nombraran utilizando un prefijo correspondiente a la cantidad de datos que el Internet sea capaz de transportar en un segundo; casi siempre, esta medida es mucho mayor a mil.

Las velocidades del Internet se pueden medir en kilobits (Kbps), kilobytes (KBps), megabits (Mbps), megabytes (MBps), gigabits (Gbps) y gigabytes (GBps,) siendo las Kbps la velocidad de descarga y carga más lenta de todas, y la Gbps la más rápida de la lista. Las compañías proveedoras de este servicio generalmente utilizan en las capacidades de servicio en Kbps, Gbps y, más frecuentemente, en Mbps.

¿Por qué es importante medir la velocidad del Internet?

Contar con una buena velocidad del Internet es de gran importancia para poder ejecutar todas las tareas que deseemos realizar  a través de esta red. Para poder compartir archivos de gran tamaño, enviar imágenes, canciones, datos, entre otros archivos, tener una  gran velocidad de Internet va a ser esencial para que se disminuya el tiempo de espera en la descarga o carga, y así poder cumplir nuestro objetivo en  el menor tiempo posible.

Cuando hay diversas personas utilizando la misma red la velocidad de carga disminuye, puesto que necesita cubrir las necesidades de cada uno de sus usuarios. Ahora bien, cuando contamos con una buena velocidad de red, esta es capaz de cumplir con todas las demanda sin tener que verse afectado el tiempo de carga y descarga de los que la utilicen. En la actualidad podemos disfrutar de velocidades de Internet como las de 30 hasta 500 megabytes.

Con ellas se puede conseguir una conexión de calidad y que sea estable constantemente, lo que nos dará la ventaja de trabajar de mejor manera porque los servicios webs cargarán en menor tiempo, sin problema en la visualización del contenido digital.

Ahora, cuando hablamos de medir la velocidad de Internet, nos referimos a determinar la rapidez con la que se comparten y descargan datos online. La prueba de velocidad puede realizarse mediante distintas herramientas que arrojarán cuantos archivos se comparten por segundo. Entre las más destacadas y eficientes, encontramos:

  • Speedtest: una de las más solicitadas por la comunidad. Es muy sencillo acceder a la misma, solo tendrás que ingresar a su página web y crearte un usuario, luego cliquea en el botón de “iniciar test” y comenzará la evaluación. A pesar de que puede tardar un poco, te ofrece resultados concretos, información de tu compañía de Internet y te permite compartir el resultado a través de redes sociales.
  • Bandwidthplace: es muy similar a Speedtest. Su diseño es un poco más limpio, lo que la hace resaltar entre las demás herramientas.
  • Mcafee: es un test automático que se realizará sin necesidad que cliquees en ninguna parte. Esta refleja si la velocidad de tu servicio supera los 2 Mbps.
  • CNET: determina el origen de la red, es decir, si se trata de una conexión del trabajo, escuela o de un hogar. Expresa el resultado en un solo valor en Kbps.
  • me y Broadbandspeedtest: son herramientas que más gráficas y con resultados concretos.

Es importante que utilices un servidor confiable y con resultados de calidad para la medición de la velocidad de Internet, puesto que ese número será el determinante de la calidad de red. Puedes reclamar a tu empresa proveedora de Internet, pero antes debes estar seguro que tu medición no se encuentre errónea, ya que un reclamo sin bases puede acarrear graves consecuencias.

Género al que pertenece la obra: Narrativa,Literatura digital
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias