Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Jueves, 1 de octubre de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Supersticiones

Análisis racional de las supersticiones

 

Supersticiones, manías, llamadas a la suerte, "por si acaso". Son muchas las formas de llamarlo con tal de no nombrar la palabra superstición. Quizás porque no suelen estar demasiado bien vistas y no tienen ningún rigor científico, pero todos, en un momento u otro, las hemos tenido alguna vez.

 

Hay miles de ellas y cada persona tiene las suyas: santiguarse, no pisar en determinados sitios, tocar madera, no pasar bajo una escalera, evitar el número 13, utilizar amuletos, cruzar los dedos.... y muchas más, pero todas coinciden en lo mismo: no hay ni un solo dato científico que demuestre que estas acciones puedan tener ninguna influencia en el devenir de las cosas. A pesar de ello, las supersticiones se vuelven un hábito para muchos, crean en ello o no "por si acaso". Para algunas personas además, se convierten en manías que no pueden controlar.

 

La mejor definición de superstición quizás sea la creencia desmedida en que algo puede acontecer de una determinada manera sin que medie ninguna lógica o razón para ello y que determinados actos favorecen que suceda. En psicología se les denomina ideas mágicas. La gente utiliza toda clase de rituales para atraer o espantar la suerte a pesar de que hay estudios que demuestran que realizar una determinada acción o pronunciar una frase concreta en nada cambia el desarrollo de las cosas. Si algo tiene que suceder, sucederá.

 

Hay gente que piensa que las supersticiones están asociadas con incultura y falta de conocimientos. Si bien es cierto que el llamado conocimiento popular, está lleno de ellas, está documentado que estas manías no tienen nada que ver con ello. Hay supersticiosos de todo tipo: deportistas de primer nivel, políticos, diplomáticos y gente de andar por la calle. Si que es cierto que aquellos que creen en el destino o en el azar son mas propensos a tener supersticiones en su búsqueda por encontrarse seguros en determinadas situaciones y evitar la ansiedad.

 

Si sientes que dependes demasiado de los actos supersticiosos y quieres evitar hacerlos, en tu proceso aparecerán altos niveles de ansiedad. Enfrentarte a estas situaciones y aprender a que la ansiedad no es mala si te enfrentas a ella, hará que poco a poco dejes de sentirte incómodo/a. No pensar en que pasará si haces o no algo para controlar el futuro es la clave para controlar las supersticiones. 

Género al que pertenece la obra: Periodismo literario,Literatura digital
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias