Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Miércoles, 10 de agosto de 2022

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Cómo cambiar neumáticos si pinchas

Los neumáticos son la única parte de un vehículo que hace contacto con la carretera. También son una de las partes más importantes. Para mantener sus neumáticos en condiciones seguras, necesitan ciertas condiciones: inflado adecuado, control de la presión, rotación y alineación.

No es divertido cambiar neumáticos en medio de la nada, y tampoco es fácil empujar tu coche sobre un gato para cambiar un pinchazo.

Por eso, siempre que puedas te recomendamos que busques en google, "llanteras cerca de mi", tal y como recomiendan los chicos de todotramitesusa.com Ojalá tengas suerte y puedan ayudarte a llevar tu vehículo a un centro de cambio de ruedas profesiona. Si no es así te indico algunos consejos:

El gato es más eficaz cuando se coloca debajo de algo sólido, como la suspensión del coche, pero a veces puede ser difícil encontrar este tipo de apoyo puntual en el pavimento. La forma correcta de cambiar los neumáticos se basa en el uso de rampas y un soporte de gato. 

Cambiar un neumático solía ser un trabajo para profesionales, pero ahora es lo suficientemente fácil para que cualquiera pueda hacerlo. Si viaja con frecuencia a largas distancias, un buen juego de rampas y un soporte de gato son esenciales para mantener su coche seguro. Cuando se viaja por carreteras en mal estado, no es raro que haya que cambiar los neumáticos. Cambiar los neumáticos no debería ser una odisea, pero mucha gente no sabe cómo hacerlo. Afortunadamente, es sencillo y fácil con una rampa y un soporte de gato. Para cambiar el neumático, empieza por aparcar el coche en una superficie plana que esté lo suficientemente alejada de cualquier tipo de tráfico o intersección como para que puedas detenerte con seguridad mientras cambias el neumático. En el lado izquierdo del vehículo, alinea las rampas con el lado de la acera y colócalas una al lado de la otra, de manera que queden al ras y alineadas con el borde de la acera. 

Inserte la llave de orejas en la cavidad y gírela hasta que encaje en su sitio. Al hacerlo, se aprieta completamente el anillo de seguridad. El neumático sólo estará bien asegurado si ambos anillos de seguridad están bien apretados. El inferior debe quedar apretado primero antes de apretar el superior.

Esperamos que no tengas que utilizar estos consejos y que no pinches nunca tus ruedas. Mucha suerte y cuidado al volante.

Género al que pertenece la obra: Guión
Bookmark and Share

Comentarios - 0

No hay comentarios.


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias