Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 27 de septiembre de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

¿Qué es la microscopía electrónica?

Los microscopios electronicos se podrían catalogar como el mejor invento jamás creado. Gracias a este maravilloso instrumento somos capaces de analizar y comprender la vida.

 

La microscopía electrónica es una técnica para obtener imágenes de alta resolución de muestras biológicas y no biológicas. Se utiliza en la investigación biomédica para investigar la estructura detallada de tejidos, células, orgánulos y complejos macromoleculares.

 

La alta resolución de las imágenes electromagnéticas resulta del uso de electrones (que tienen longitudes de onda muy cortas) como fuente de radiación luminosa.

 

La microscopía electrónica se utiliza junto con una variedad de técnicas auxiliares (por ejemplo, corte fino, marcaje inmunológico, tinción negativa) para responder preguntas específicas.

 

Las imágenes EM proporcionan información clave sobre la base estructural de la función celular y de la enfermedad celular.

 

Hay dos tipos principales de microscopios electrónicos: el microscopio electrónico de transmisión (TEM) y el microscopio electrónico de barrido (SEM).

 

El microscopio electrónico de transmisión se utiliza para ver muestras delgadas (secciones de tejido, moléculas, etc.) a través de las cuales pueden pasar los electrones generando una imagen de proyección.

 

El TEM es análogo en muchos aspectos al microscopio óptico convencional (compuesto). TEM se utiliza, entre otras cosas, para obtener imágenes del interior de las células (en secciones delgadas), la estructura de las moléculas de proteínas (contrastadas por el sombreado metálico), la organización de las moléculas en los virus y los filamentos citoesqueléticos (preparados mediante la técnica de tinción negativa), y la disposición de las moléculas de proteína en las membranas celulares (por congelación-fractura).

 

La microscopía electrónica de barrido convencional depende de la emisión de electrones secundarios de la superficie de una muestra. Debido a su gran profundidad de enfoque, un microscopio electrónico de barrido es el análogo de un microscopio óptico estéreo.

 

Proporciona imágenes detalladas de las superficies de las células y organismos completos que no son posibles con TEM. También se puede utilizar para el recuento de partículas y la determinación del tamaño, y para el control de procesos.

 

Se denomina microscopio electrónico de barrido porque la imagen se forma escaneando un haz de electrones enfocado sobre la superficie de la muestra en un patrón de trama.

 

La interacción del haz de electrones primario con los átomos cercanos a la superficie provoca la emisión de partículas en cada punto del ráster (por ejemplo, electrones secundarios de baja energía, electrones de retrodispersión de alta energía, rayos X e incluso fotones).

 

Estos se pueden recopilar con una variedad de detectores y su número relativo se traduce en brillo en cada punto equivalente en un tubo de rayos catódicos.

 

Debido a que el tamaño de la trama en la muestra es mucho más pequeño que la pantalla de visualización del CRT, la imagen final es una imagen ampliada de la muestra.

 

Se pueden utilizar los microscopios electrónicos de barrido debidamente equipados (con detectores secundarios, de retrodispersión y de rayos X) para estudiar la topografía y la composición atómica de las muestras y también, por ejemplo, la distribución de superficie de las inmuno-etiquetas.

 

Género al que pertenece la obra: Periodismo literario
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias