Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 23 de enero de 2022

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Cómo mantener una conducción saludable al trabajar como taxista

 

 

Los taxistas profesionales dedican muchas horas a su trabajo, teniendo que soportar horarios variables y condiciones de descanso no adecuadas. ¿Deseas solicitar un taxi a la altura de tus exigencias? Si la respuesta es sí, puedes contar con el apoyo del mejor servicio Radio Taxi de Chile.

Es necesario que, si eres taxista, mejores tus condiciones a la hora de conducir para evitar sufrir de males como el estrés o dolores corporales.

Para evitar que eso suceda, aquí podrás conocer los consejos que un conductor de taxi necesita para trabajar saludablemente.

 

La postura corporal al sentarse

Un método eficiente a la hora de evitar dolores de espalda por malas posturas, es configurar el soporte del asiento en la parte posterior y el reposacabezas.

Se recomienda colocar en el espaldar un cojín lumbar, ideal para mantener una posición adecuada de la columna; tu apoyo de cabeza debe estar a la altura de los ojos.

Mantener una postura errónea durante largos periodos de tiempo puede tener consecuencias graves en la salud, siendo capaces de empeorar con el paso de las semanas. Los dolores de espalda no solo resultan molestos, sino que pueden desconcentrarte en momentos clave al conducir.

 

Toma pausas de vez en cuando

Estar en el coche durante mucho tiempo produce fatiga en el cuerpo y la mente, creando momentos de desconcentración que podrían ser fatales.

Es necesario que, en diversos plazos del día, te detengas a descansar un momento, con el objetivo de relajar tus músculos y promover la circulación sanguínea.

Durante el descanso, aprovecha para salir del vehículo y estira tus piernas y músculos de la espalda, de esa forma podrás eliminar la sensación de rigidez.

Es recomendable que en esos periodos te tomes un tiempo para dar una caminata breve, siendo un ejercicio ideal para relajar todo el cuerpo.

 

Hidrátate constantemente

La deshidratación puede producir desconcentración al conducir, fatiga muscular y empeora notablemente el rendimiento físico, debido a ello, tu tiempo de reacción será mucho más lento de lo habitual.

Una buena idea es llevar en el vehículo un recipiente con agua, de forma que puedas beber de ella regularmente y estar completamente hidratado.

Procura evitar el consumo de bebidas dulces, como las gaseosas, ya que eso aumentará tu nivel de deshidratación y evitarán que estés en las mejores condiciones para conducir.

Por supuesto, bebe el agua con moderación, no querrás tener una urgencia durante tus horas de trabajo.

 

Mantén una temperatura adecuada

Ya que permanecerás dentro del vehículo una gran cantidad de tiempo, es necesario que posea una temperatura agradable para que así trabajes en condiciones apropiadas.

Si hace demasiado calor o frío en el coche, los músculos de tu cuerpo adquieren rigidez y dificultará tu capacidad de conducción.

Trabajar con una temperatura apropiada mejorará tu capacidad de concentración, evitará que seas propenso a cometer errores y tus músculos no se verán afectados.

Ajusta la calefacción de tu vehículo o enciende el aire acondicionado si las condiciones climáticas del exterior ameritan su uso.

Género al que pertenece la obra: Periodismo literario
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias