Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Jueves, 24 de septiembre de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Contra muerte y amor (1985)

Madrid, Cátedra, 1985

Reeditada por Barcelona, Punto de Lectura, 2009

"Con buen criterio, puesto que mantiene toda su fuerza, Punto de Lectura ha reeditado esta novela de 1985. El amor es una fuerza imparable, contra la que no cabe oponerse y la muerte siempre llega. A ricos y pobres alcanzan por igual.
Cabe decir, para empezar, que el final de la novela probablemente es el mejor de los posibles, lo que significa que los caminos de la narración han sido recorridos con acierto. Un detalle de un colegio de monjas que llama la atención es que se enseña a las niñas una educación estricta, que luego les será muy útil en su deambular por la vida, pero en ningún momento se ve que les inculquen las cualidades humanas. De este modo, lo que se nos muestra de esa porción de la sociedad gallega es la vida sobre el terreno.
Desde un punto de vista estricto no hay ningún héroe en la novela, aunque varios de sus personajes podrían haberlo sido, porque no es ése el propósito con el que ha sido escrita. Los niños pobres acudían a las verjas de los ricos, cuando sabían que estaban comiendo manzanas, para pedirles los corozos. Aquéllos los agotaban hasta el límite y luego los daban y los pobres comían lo que quedaban. Poca fe tenían en su capacidad de redención esos ricos, cuando se comportaban con esa crueldad, y poca esperanza tenían los pobres cuando acudían día tras día a comer esas ridículas sobras.
La vida de los protagonistas, unos ricos y otros pobres, transcurre a cara de perro, cada uno tratando de amoldarse a las circunstancias del mejor modo que sabe y puede. Se nos explica por qué laten los corazones de cada uno de ellos, qué piensan y cómo tratan de convertir en triunfos sus fracasos.
Los poderosos tienen un miedo cerval a perder su poder, no sabrían cómo vivir sin él y la generosidad de quienes parece que van a conseguir el triunfo no es tal. Hay algún que otro episodio criminal, fruto de las pasiones de los personajes. Hay situaciones que no pueden acabar bien, se ve desde su comienzo, pero los implicados son esclavos de sus pasiones e incapaces de detenerse cuando aún es hora. Después de la iniquidad aparece algún destello de grandeza, pues ambas posibilidades están en el ser humano" Vicente Torres

Género al que pertenece la obra: Narrativa
Bookmark and Share

Comentarios - 0

No hay comentarios.


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias