Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 9 de agosto de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

La soledad y el confinamiento. Una mezcla letal

Supongo que no es nada nuevo que confirme que para mi el confinamiento de dos meses durante la cuarentena ha sido una experiencia muy exasperante.

Vivo solo y por eso he tenido que pasar solo en mi casa sin salir toda la cuarentena. Hasta hoy han sido 50 largos días, que se me habrían hecho mucho más largos sin la ayuda de mi ordenador y mi televisión.

Todos hemos pasado por esto. Todos lo hemos sufrido, cada uno a su manera, pero por mi parte voy a tratar de describir cómo ha sido la experiencia de estar solo en casa encerrado durante casi dos meses, simplificándolo de tal forma que detallaré exclusivamente cómo han cambiado los grandes pilares en los que se apoya mi existencia:

FAMILIA

El confinamiento ha cambiado la relación con mis padres. Antes nos veíamos varias veces por semana y ahora obligatoriamente hemos dejado de vernos. No he podido visitarlos y como son demasiado mayores para entender lo que conlleva internet, solo hemos podido hablar por teléfono, no vernos por videollamadas.

AMIGOS

Se acabó el contacto social. Se acabaron las relaciones sociales. El siglo XXI entró arrasando como una novela de Asimov y nos obligó a cambiar la forma de relacionarnos.

Todos en casa y mediante llamadas y videollamadas.

Los programas y aplicaciones para hacer videoconferencias han proliferado en mi ordenador desde el primer día. Hasta que conseguí elegir una las probé casi todas. Y una vez pruebas en realidad te gusta.

He realizado videollamadas con mi grupo de amigos. He tomado copas con ellos. Incluso hemos celebrado un cumpleaños con una videollamada.

Todo se puede hacer con la tecnología apropiada. No es lo mismo pero es lo que más se le parecía.

SEXO

Como no tengo pareja mi forma de enfocar el sexo no ha cambiado mucho desde que empezó la pandemia.

Puesto que no soy muy dado a tener relaciones esporádicas, en realidad mi vida sexual ha cambiado bien poco entre antes y después del confinamiento.

Eso sí, me he vuelto mucho más selectivo ya que decidí introducir en mis juegos sexuales en solitario los juguetes sexuales para hombres.

Es una decisión de la que no me he arrepentido. Y la verdad es que las compras online en tiendas online como ésta me han distraído también de los largos días, tan iguales unos a otros.

Sin entrar en detalles he de decir que mi mentalidad ha cambiado y hay ciertas cosas que han venido para quedarse. Los juguetes eróticos han pasado de ser algo que no había probado nunca, a compañeros de mis juegos privados.

TRABAJO

Como he dicho antes hemos conseguido entrar en el siglo XXI de golpe.

El teletrabajo ha sido la salvación de muchas empresas, entre otras de la mía.

He trabajado tanto o más durante este confinamiento que cuando salía de casa.

OCIO

Mis hobbis son muy normales. Leer libros, ver series y películas.

Se trata de cosas que he podido hacer exactamente igual que antes de la llegada del virus.

Tiendo a ser una persona solitaria, así que la cuarentena no ha alterado demasiado mis habitos de diversión personal.

DEPORTES

Este es el punto más sencillo.

Durante el confinamiento he dedicado la misma cantidad de tiempo a ejercitar mi cuerpo que antes de estar encerrado en casa, es decir, nada de nada.

Y aquí finaliza el resumen de mi vida.

Echando la vista atrás al texto que he redactado, que triste resulta ver lo rápido que puede ser resumir una vida humana.

Pero no me preocupa.

Hay muchísimas personas que tendrían un resumen con menos palabras que el mío.

Género al que pertenece la obra: Ensayo literario
Bookmark and Share

Comentarios - 0

No hay comentarios.


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias