Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 27 de septiembre de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

5 señales de que una casa privada necesita una reforma importante

 

Sucede a menudo que cuando vivimos en una casa no somos demasiado conscientes del paso del tiempo. Por supuesto sabemos que pasan días, meses y años, y de vez en cuando nos enfrentamos con desagrado a la necesidad de cambiar algunos electrodomésticos que se han estropeado por el uso o a causa de la obsolescencia programada. En alguna ocasión, puede que incluso nos decidamos a hacer algún cambio de decoración, compremos cortinas nuevas o repintemos alguna de las habitaciones. Pero en general, solemos obviar el paso del tiempo en nuestro hogar, o lo parcheamos con pequeñas reparaciones hasta que ya es demasiado evidente: Nuestra casa o piso necesita una reforma integral.

 

 

No todo el mundo es capaz de detectar la evidencia de que ha llegado la hora de contactar con una empresa de reformas integrales en Madrid, y prestarle a su hogar la atención que durante años le ha denegado. Pero existen signos muy claros que no se deben pasar por alto. Afrontar una reforma integral en casa es algo que a la mayoría de personas les da mucha pereza. A veces no es tanto por el desembolso económico que supone, sino por las molestias e incomodidades que puede ocasionar el hecho de tener obras en casa. Por ese motivo es importante tener a profesionales trabajando en ello. Si contrata a profesionales de reformas integrales Madrid, no sólo tendrá su reforma a su gusto en el menor tiempo posible, sino que la experiencia será mucho más placentera de lo que en principio pudiese imaginar, ya que será como estrenar casa nueva. 

Si su casa ya está dando síntomas de tener los achaques propios de quien necesita de forma irremediable una reforma integral, es algo que podrá descubrir en este artículo. Veamos cuáles son esos síntomas.

Señales de que su casa necesita una reforma integral

La primera señal: 

Si el techo comienza a hundirse, esto es solo una pequeña parte de los problemas que puede haber en cualquier edificio. Lo mejor en este caso es comenzar a reparar la casa desde el techo, continuando gradualmente la reconstrucción.

 

Algunas personas piensan en volver a planificar completamente las habitaciones de su hogar, si así lo decide, es mejor pensarlo antes de comenzar a reparar su hogar.

El segundo signo: 

Si se caen los enchufes de la casa y hay una mala instalación eléctrica, o hay problemas con las tuberías, es mejor hacer reparaciones también, no debes posponerlo, es mejor hacerlo ahora que arrepentirte después.

El tercer signo: 

Si no está satisfecho con el diseño, o la distribución de la casa se hace incómoda para usted y su familia. No se trata de gustos. Puede que la familia haya aumentado de forma considerable, o que las necesidades de algunos de los miembros hayan cambiado a causa del trabajo o por cualquier otro motivo. Lo que está claro es que si algo no le conviene e incomoda si día a día en el interior de su "fortaleza", entonces debe proceder con seguridad hacia un cambio integral. Un hogar es un sitio en el que sentirse cómodo y a salvo. Existen numerosas ideas en las que se puede inspirar, y si no tiene una imaginación rica, puede ver las opciones para interiores bonitos y funcionales en Internet.

El cuarto signo: 

Las paredes externas se llenan de grietas, juntas, en algunas partes ha habido ya desprendimientos y en general, es peligroso. Todo esto se forma debido a la gran antigüedad del edificio y cuanto más lo deje pasar, mayor será la cantidad que tendrá que gastar en reparaciones, porque a veces los problemas con el yeso, las grietas y los defectos de los cimientos pueden dar lugar a accidentes nada deseables.

El quinto signo: 

Suelos con humedades. A veces sucede que salen humedades en las paredes, y las tapamos con una mano de pintura. En ocasiones esas humedades llegan al techo, y creemos que podemos seguir con una mano de pintura. Pero si las humedades han llegado a crear desperfectos en el suelo... el problema es mucho más grave de lo que pensábamos, y ha llegado la hora de los profesionales. Toca guardar el bote de pintura y apostar por una buena reforma, porque habrá que encontrar el origen de la humedad, aislar y reformar, y no siempre es fácil.

La reforma ¿Todo de una vez o por fases?

En ocasiones las reformas integrales no tienen porque hacerse en todo el hogar. Si es usted una persona previsora, puede ir reformando su casa por fases. De este modo le será más fácil afrontar la reforma, al menos en lo que se refiere a lo económico. 

Hay personas que prefieren hacer una reforma integral de la cocina, para luego, al cabo de unos años, hacer la reforma de uno de los cuartos de baño, y después del otro. Más adelante se podrían reformar las habitaciones... La incomodidad de hacerlo de este modo es que se puede tener la sensación de tener muchas veces a obreros en casa, sin embargo, eso va a ser por espacios más cortos de tiempo que si se decide por una reforma integral de toda la casa, que supone, además, pagar mucho dinero de una sola vez. De todos modos, cada persona o familia debe valorar en qué forma prefiere afrontar las reformas de su hogar.

Lo que está claro es que una casa necesita mantenimiento, y que sin duda va a tener que vivir, como mínimo, una reforma integral en su vida, si lo que desea es continuar teniendo calidad de vida para usted y su familia. De modo que tómelo como una oportunidad y comience a imaginar cómo puede encajar dentro de su casa, el hogar de sus sueños.


 

Género al que pertenece la obra: Periodismo literario
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias