Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 27 de septiembre de 2020

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

CERRAMIENTOS DE CRISTAL PARA TERRAZAS

Los cerramientos de cristal para terrazas son unas estructuras herméticas que impiden el paso al agua, humedad, frío o calor. Es una excelente opción para las terrazas creando un espacio resguardado, que puede aprovecharse durante todo el año, sin importar que sea verano o invierno, e independientemente de la climatología externa.

Este tipo de cerramiento de cristal para terrazas, también son muy habituales en cocinas, salones, jardines, etc.
Para la realización de los cerramientos de cristal para terrazas, el mercado actual brinda diferentes opciones, entre las que cabe destacar:
Ventanas y puertas correderas: Se trata de la opción más habitual que uno puede encontrar en pisos y apartamentos. Esta solución ofrece la posibilidad de combinar un número ilimitado de hojas y realizar su apertura tanto hacia el lado derecho como hacia el lado izquierdo de manera individual, de modo que las hojas monten una delante de otra. La desventaja es que con este tipo de cerramientos para terrazas, se desaprovecha el hueco de la ventana y no se llega a conseguir una apertura completa del espacio.
Cerramientos plegables: Las diferentes hojas que forman la estructura, al abrirse se pliegan unas sobre otras en un lateral. Con este tipo de cerramiento de cristal se aprovecha todo el espacio de la ventana ya que queda completamente abierto y las hojas solamente ocupan el espacio en el lateral.
Cortinas de cristal: Gracias a las cortinas de cristal pueden cerrarse estructuras cubiertas como porches o terrazas, con hojas que no disponen de perfiles y con una apertura total del espacio. Las hojas de cristal se mueven a lo largo de unas guías quedando recogidas en uno o dos laterales. Suelen brindar una elegante estética y la vivienda consigue una mayor luminosidad y mejores vistas. Pueden acristalarse terrazas curvas o con ángulo y para su instalación es preciso que haya un techo superior donde poder integrar la vía.
Cerramientos deslizantes: Se trata de un sistema que está a medio camino entre los cerramientos plegables y las cortinas de cristal. Las diferentes hojas que forman el cerramiento se desplazan por una guía hasta uno de los extremos donde quedan plegadas. Este sistema cuenta con perfiles que permite guardar algunas hojas y otras no, según conveniencia.
Cerramiento completo sin obras: Este tipo de cerramiento es recomendable para zonas en donde hace mucho frío y existe humedad. Son unas estructuras parecidas a los invernaderos que permiten el poder disfrutar de la sensación de estar al exterior sin necesidad de pasar frío o mojarse cuando llueve.
Si la vivienda pertenece a una comunidad de vecinos, antes de realizar un cerramiento de terraza debe de pedir un permiso de obra además de la licencia municipal y solicitar la autorización por parte de los vecinos. El cerramiento que uno elija debe de mantener el mismo estilo que tenga la comunidad.
Antes de su instalación ponerse en contacto con expertos en la instalación de cerramientos de cristales que le informarán y asesorarán sobre el cristal más adecuado a instalar y así garantizar excelentes prestaciones de aislamiento  acústico y térmico.

Género al que pertenece la obra: Narrativa
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias