Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Jueves, 7 de julio de 2022

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

Como instalar un plato de ducha

Hasta no hace mucho, las bañeras eran moda en los cuartos de baño: bañera rectangular u ovalada (la más clásica de todas), bañera angular (colocada en uno de los rincones del cuarto de baño), bañera combinada con ducha, bañera exenta con patas y asiento, bañera sobrepuesta, bañera hidromasaje, etc.

Lo cierto es que los platos de ducha debido a sus múltiples ventajas que ofrecen, han ido comiendo terreno a las bañeras. Actualmente, en viviendas de nueva construcción es la opción más demandada por los inquilinos del inmueble, es la mejor de las soluciones tanto para ducharse como para conseguir un mayor ahorro en el coste final de la factura del agua.


Cambiar la bañera por un plato de ducha es mucho más económico que lo que uno puede llegar a pensar. Además al utilizar materiales antideslizante presenta mayor seguridad, evitando los resbalones.
Cada vez es más común encontrar un plato de ducha colocado a ras del suelo, lo que facilita el acceso y resultando ideal para personas que sufren de problemas de movilidad.


Con los platos de ducha se gana espacio en el cuarto de baño, es mucho más funcional, mucho más fácil de limpiar y, al gastar menos energía y no malgastar tanta agua es mucho más favorable al medio ambiente, etc.


El mercado ofrece platos de ducha para todos los gustos: grandes, pequeños, cuadrados, rectangulares, diferentes tipos de grifos con chorros, con asiento incorporado, mamparas cristalinas, mamparas opacas, etc., a elegir según gustos y necesidades del cliente.


Con respecto al material, el mercado ofrece diferentes tipos de platos de ducha: Platos de ducha de acero esmaltado, de piedra natural, de obras, acrílicos, resinas, piedra compuesta, y otro tipo de materiales muy innovadores.


Los platos de ducha de acero esmaltado,  están compuestos por una chapa de acero esmaltada con un baño de porcelana. Presenta medidas genéricas, la dureza a los golpes es media y al tener la base en acero, material poco flexible, es fácil que salte el baño de porcelana.
De alta resistencia al rayado, muy higiénico ya que la porcelana es un material no poroso y no absorbente.


Los platos de ducha cerámicos están compuestos por una pasta elaborada a base de caolín, feldespato y cuarzo.
La resistencia a los impactos es media a baja, y en cuanto al rayado es el más resistente de todos.
Son muy higiénicos gracias a su composición en porcelana, material no absorbente y de poro cerrado, lo que le hace inmune a las bacterias y hongos.
La porcelana hace que sea un plato de ducha muy frágil a los golpes y resbaladizo.

 

El plato de ducha acrílico está basado en una placa acrílica sanitaria al vacío y reforzada con vidrio y poliéster. Puede tintarse en varios colores y dotarles de varias texturas.
Presenta buena dureza a los impactos y mayor resistencia al rayado.
Su superficie acrílica le protege de hongos y bacterias. Es antideslizante y cálido al tacto.
Entre las principales ventajas es que puede pulirse y restaurar insitu.


Los platos de ducha de resina están compuestos con cargas minerales y con una capa de gel coat. Pueden realizarse en cualquier medida adaptándose a todas las condiciones de espacio y funcionalidad sin problema.
Poseen una resistencia media alta al impacto y rayado; y la capa de gel coat, material protector del poliéster le aporta durabilidad, y propiedad antibacteriana.
Se trata de un plato de ducha de tacto cálido y antideslizante.


Los platos de ducha de piedra natural pueden ser de mármol, granito u otro tipo de piedra de baja porosidad. Su formato puede ser de una sola pieza o varias.
Presenta una dureza al rayado y resistencia a los impactos media alta. El plato de granito, al tener el poro mas cerrado previene los hongos y bacterias, y su tacto bajo los pies descalzos es muy frío.


La principal ventaja de los platos de ducha de obra es que pueden fabricarse al gusto del cliente, en una multitud de formas, colores y texturas. La dureza va a depender del material de revestimiento a elegir.
Elegir de manera correcta el plato de ducha puede ser tarea complicada, por ello se aconseja ponerse en manos profesionales que le informe sobre los diferentes modelos y asesore sobe el plato más apropiado según necesidades.

Género al que pertenece la obra: Narrativa
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias