Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Miércoles, 22 de septiembre de 2021

Inicio | ¡Buenos días! (Presentación por Miquel Barceló) | ¿Quiénes somos? | ¿Cómo puedo participar? | Aviso legal | Revistas culturales

Blnkg

Blnkg llevaba siglos alejándose de Blptv. Blptv era una zona en la que había demasiados bltns y escaseaban las ptkws. Y Blnkg era ya excesivamente grande, y necesitaba una ptkw para multiplicarse.

A Blnkg le había llevado tiempo decidirse, pero ya había elegido su ptkw. No era demasiado importante, pero su dorado resplandor le había seducido. Unos pocos siglos más y sería suya. Podría fagocitarla y utilizar su energía para escindirse.

 

*

Fue pura casualidad, pero Luisa Gómez, una astrónoma aficionada de Puerto Rico, estaba observando la estrella Kα-4275 cuando algo la ocultó. Y no era una nube. Ni tampoco alguna pieza de basura espacial, que en pocos segundos se habría apartado, permitiendo verla de nuevo. Tampoco se había "apagado". Las estrellas no se apagan sino tras una gran explosión o disminuyendo muy lentamente su fulgor.

Pero no lo mencionó en su blog hasta una semana más tarde, al comprobar que Kα-4275 seguía sin ser  visible. Entre los seguidores de su blog había varios astrónomos aficionados, que inmediatamente buscaron la estrella sin encontrarla. Y pronto, el fenómeno fue estudiado en el Roque de los Muchachos, y otros observatorios importantes.

Lo primero que se detectó fue que todas las estrellas angularmente cercanas a la desaparecida Kα-4275 parecían haberse alejado de ella. La única explicación posible era que una enorme masa desviaba la trayectoria de sus rayos de luz.

Lo que ocultaba a la estrella era una gigantesca masa de materia oscura que se dirigía a una velocidad impresionante hacia el sistema solar. Su centro ocuparía el lugar del sol en 483 años.

Pero sus tremendos efectos gravitatorios empezarían a notarse mucho antes: tan solo dentro de 5 o, como máximo, 10  años.   

*

Jacques Boulanger y Sholomo Peres intercambiaron una mirada de sorpresa. Tras un año de acercarse a velocidad constante, la Gran Amenaza se había detenido. Incluso la NASA, varias horas más tarde, emitió un comunicado confirmando lo que todos los noticieros del mundo daban ya por seguro: Big Boy había dejado bruscamente de aproximarse.

Había sido un año frenético para la comunidad científica. Por un lado se estudiaban las posibles acciones para evitar la catástrofe: ninguna. Por otro se analizaban las consecuencias más inmediatas del acercamiento: la actividad solar, por ejemplo, era ya cinco veces mayor que la mayor históricamente registrada. Por otro se quería aprovechar aquella ocasión única para conocer qué era la materia oscura: se habían enviado ingentes cantidades de señales de diversas longitudes de onda, esperando, sin resultado, analizar las ondas reflejadas.

Pero también había sido un año frenético para el resto de los mortales. Por un lado estaban los que habían decidido que lo poco que les quedaba de vida había que aprovecharlo para disfrutarla al máximo. Por otro, los desesperados que, ante el temor de lo por venir, se suicidaban en masa. Y por otro los exaltados de las más diversas creencias, promoviendo sangrientas campañas de autopenitencia...

*

Por Blptv circulaban algunas historias sobre la existencia en algunas regiones del universo de seres inteligentes que no eran bltns, pero Blnkg siempre había considerado que eran simples leyendas del espacio. Por eso su sorpresa había sido mayúscula al descubrir que había inteligencia en un minúsculo planeta que orbitaba alrededor de la ptkw que había elegido.

Y frenó en seco.

Durante un tiempo se quedó parado, observando la inteligencia que había encontrado. Limitada, pero hermosa, como toda inteligencia.

Luego escogió otra ptkw y se dispuso a acercarse a ella en un viaje de siglos.

*

Los planetas no tienen boca, pero aún así una sonrisa agradecida y de despedida inundó la superficie de Pachamama.

Bookmark and Share

Comentarios - 0

No hay comentarios aun.


Logotipo de la UCM, pulse para acceder a la página principal
Universidad Complutense de Madrid - Ciudad Universitaria - 28040 Madrid - Tel. +34 914520400
[Información - Sugerencias]
ISSN: 1989-8363