Ir al contenido

Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid

Domingo, 28 de noviembre de 2021

Inicio | ¿Quiénes somos? | Editar mi portal

PROTESIS DE PIERNAS

PROTESIS DE PIERNAS

 

¿Es difícil aprender a llevar una prótesis?

Aprender a llevar una prótesis es un trabajo duro. Se necesita tiempo, esfuerzo, fuerza, paciencia y perseverancia. El prostodoncista debe proporcionar formación sobre el uso de la prótesis. A muchas personas les resulta útil trabajar con un fisioterapeuta que esté familiarizado con los amputados. Al igual que para aprender a conducir, al principio hay que aprender mucho. Luego, con la práctica, se convierte en algo automático. El protésico debe enseñarle las siguientes cosas:

 

Cómo cuidar la prótesis;

cómo poner y quitar la prótesis (vendaje)

cómo caminar por diferentes superficies, incluidas las escaleras y las superficies irregulares.

Un fisioterapeuta o terapeuta ocupacional puede enseñarte a hacerlo:

 

Manejar situaciones críticas sin ponerse en peligro, incluso caerse y volver a levantarse;

realizar las actividades cotidianas en casa, en el trabajo y en el coche;

mejorar la marcha para caminar mejor;

probar cosas nuevas que quizás no se sientan seguros haciendo, incluyendo deportes y otras actividades de ocio.

 

Prótesis de pierna o espinilla.

Estas prótesis son utilizadas por pacientes cuyas piernas han sido amputadas por debajo de la rodilla.

 

Suelen consistir en un zócalo que contiene el muñón con un marco y un pie.

 

Este tipo de amputación da muy buenos resultados una vez colocada la prótesis, ya que permite al paciente reanudar sus actividades diarias y mantener una buena apariencia estética o física.

 

Prótesis transfemoral o femoral

Estas prótesis las utilizan los pacientes cuya pierna ha sido amputada a la altura del muslo, es decir, por encima de la rodilla.

 

Estas prótesis suelen constar de un encaje, que alberga el muñón, con una estructura, una rodilla, que permite doblar y extender la pierna, y un pie.

 

Este tipo de amputación produce resultados que permiten al paciente reanudar sus actividades diarias y mantener una buena apariencia estética o física.

 

Prótesis de baño

Estas prótesis se utilizan para bañarse en la playa, en la piscina o en la ducha y para determinados deportes acuáticos. Se utilizan materiales especiales para evitar la corrosión por el agua, como pies especiales que impiden que resbalen en superficies mojadas.

 

La estética de la prótesis ayuda a mantener una buena apariencia en situaciones sociales en las que esto es importante para el paciente, como en la playa o en la piscina.

 

Prótesis de pie

Con estas prótesis cubrimos todas las amputaciones que se pueden realizar en el pie desde el tobillo o parcialmente, ya sea en la mitad del pie o en los dedos. El diseño de la prótesis depende del lugar de la amputación y los materiales varían, proporcionando más o menos flexibilidad en función de lo que se necesite para caminar bien.

 

La estética de la prótesis nos permite utilizar una amplia gama de zapatos, con los que se puede conseguir un buen ajuste y aceptación por parte del paciente.

 

Fuente: https://miprotesis.mx/

 

Género al que pertenece la obra: Periodismo literario
Bookmark and Share


Escritores complutenses 2.0. es un proyecto del Vicerrectorado de Innovación de la Universidad Complutense de Madrid
Sugerencias